Piden a la policía de Nueva York que deje de confiscar preservativos

Defensores de los derechos de las prostitutas en Nueva York pidieron que se apruebe una ley para que los agentes del departamento de policía de la ciudad (NYPD, por sus siglas en inglés) dejen de confiscar condones a las trabajadoras sexuales.

Miembros de un grupo denominado Proyecto para Trabajadores del Sexo dicen que, según consta en algunos informes, los agentes de policía del NYPD frecuentemente confiscan preservativos como prueba para casos de prostitución. Los activistas quieren que los condones sean inadmisibles como evidencia.

Como argumento, desde la organización se advierte que para reducir el riesgo de ser enjuiciadas, algunas prostitutas rechazan los preservativos gratuitos que ofrecen los gobiernos de la ciudad y el estado de Nueva York, y esto conduce a sexo sin protección.

Una senadora estatal del Partido Demócrata, Velmanette Montgomery, defiende la aprobación de legislación en este sentido. Montgomery asegura que hay alrededor de cien mil casos de VIH o sida en la ciudad de Nueva York.