India: muerte de violador debido a "falla de seguridad"

  • 11 marzo 2013
Prisión de máxima seguridad de Tihar en Nueva Dehli, India
Image caption India aseguró que investigará la muerte de Ram Singh, acusado de un caso de violación que indignó a la comunidad internacional. La policía y la familia sostienen versiones diferentes.

El ministro del Interior indio, Sushilkumar Shinde, ha calificado la muerte del presunto violador Ram Singh en una cárcel de Nueva Delhi como una "falla importante" en la seguridad de la prisión.

Ram Singh, de 33 años, conducía el autobús en el que fue atacada brutalmente una estudiante de 23 años el pasado diciembre, en un caso que provocó un escándalo internacional.

Su abogado y su familia dijeron que estaba en buena salud mental y que él no pudo haberse quitado la vida. Sospechan que pudo haber sido asesinado.

Las autoridades, sin embargo, argumentan que el prisionero de Tihar -la prisión de máxima seguridad donde se encontraba- utilizó una sábana para ahorcarse en una celda que compartía con otros dos presos.

El gobierno ha ordenado una investigación.

Ram Singh fue una de los cinco hombres sometidos a juicio ante un tribunal especialmente convocado, que enfrentaban una posible pena de muerte. Los cinco niegan los cargos imputados. Un sexto ha sido juzgado por un tribunal de menores.

El corresponsal de la BBC en India, Sanjoy Majumder, dijo que la muerte de Singh supone un motivo de vergüenza para las autoridades en un momento de gran presión social e internacional por el caso.

Contenido relacionado