Hezbolá dice que Siria no caerá en manos de EE.UU., Israel ni extremistas

Hassan Nasrallah
Image caption Nasrallah es un cercano aliado del presidente Bashar al Asad.

El líder de Hezbolá, Hassan Nasrallah, afirmó que los verdaderos amigos de Siria no permitirán que el país caiga en manos de EE.UU., Israel o de extremistas islámicos.

Nasrallah, un cercano aliado del presidente Bashar al Asad, sostuvo que la oposición siria es muy débil y que no tiene la habilidad militar de derrocar a un gobierno.

Añadió que si destruyen un santuario chiíta clave del sur de Damasco nombrado en honor a la nieta del profeta Mahoma, eso desataría la ira y podría hacer que la situación se salga de control.

Según el analista de la BBC Sebastian Usher, los comentarios de Nasrallah dejan claro que Hezbolá lucha con las fuerzas gubernamentales, algo que han sostenido desde hace tiempo las fuerzas rebeldes.

Lea también: El conflicto en Siria, en profundidad

Contenido relacionado