EE.UU.: la Marina revisará seguridad en todas sus bases

  • 17 septiembre 2013
Sede terrestre de la Marina en Washington
Image caption Aaron Alexis había recibido la autorización para trabajar en el Navy Yard -sede terrestre de la Marina- en Washington.

La Marina estadounidense ha ordenado una revisión de la seguridad en todas sus bases después de que Aaron Alexis, armado, abriera fuego en el interior de un complejo naval este lunes, matando a 12 personas.

Las medidas llegan en respuesta a las preguntas que han surgido desde el ataque respecto a cómo pudo recibir Alexis la autorización para trabajar en el Navy Yard -sede terrestre de la Marina- en Washington.

Alexis era un exreservista de la Marina de Estados Unidos que supuestamente tenía un historial de enfermedades mentales y problemas de disciplina.

Los investigadores aún están tratando de determinar el motivo por su afán de disparar, como así lo expresan, "a tanta gente como fuera posible".

Dijeron además que Alexis entró en la base con su propia escopeta y con un pase de seguridad válido, pero pudo haber tenido acceso a un arma de fuego una vez dentro.

Lea también: perfil de Aaron Alexis, el sospechoso detrás del tiroteo de Washington.

Contenido relacionado