Obama habla por teléfono con el presidente de Irán

  • 27 septiembre 2013
Obama y Rohani
Image caption Las decisiones finales en Irán no las toma Rohani sino el líder supremo, Alí Jamenei.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, dice que habló por teléfono con el presidente de Irán, Hassan Rohani.

El anuncio representa un hito luego de varias décadas de aislamiento diplomático entre los dos países luego del triunfo de la revolución islámica en Irán.

Es el contacto al más alto nivel entre los dos países desde 1979.

Obama expresó que ambos discutieron sobre sus esfuerzos para alcanzar un acuerdo con respecto al programa nuclear iraní.

El mandatario estadounidense señaló a su colega iraní que habrá obstáculos importantes y que no se puede garantizar el éxito, pero cree que es posible conseguir una solución integral.

Lea también: ¿Son diferentes Rohani y Ahmadinejad?

Diplomacia nuclear

Obama habló de una "oportunidad única para lograr progreso con la nueva dirigencia iraní", en medio de una oleada de diplomacia en torno al programa nuclear iraní.

Antes, Rohani había dicho que Irán tenía interés en llegar pronto a un acuerdo sobre ese tema.

Aseguró también que Irán no buscaba una bomba atómica, como sospechan las potencias occidentales.

Rohani dijo que las discusiones iniciales sobre este asunto habían tenido lugar en un ambiente "muy distinto" al pasado.

Sin embargo, como señala el corresponsal de la BBC en Irán, James Reynolds, la decisión final sobre un acuerdo por parte de Irán recaerá no en Rohani, sino en el líder supremo, el ayatolá Alí Jamenei.

Llamada cordial

La llamada ocurrió poco antes de que Rohani partiera de Nueva York, donde estaba asistiendo a la Asamblea General de Naciones Unidas, indicó la agencia iraní Irna.

Image caption Obama y Rohani hablaron por 15 minutos.

Funcionarios de la Casa Blanca describen la conversación de 15 minutos, aparentemente iniciada por Rohani, como cordial, informa la corresponsal de la BBC Bridget Kendall desde Nueva York.

Obama expresó preocupación sobre algunos prisoneros en Irán, pero la mayoría de la llamada se dedicó a esfuerzos a llegar a una solución acerca del asunto nuclear, indica Kendall.

Rohani, considerado un moderado, fue elegido en junio pasado y dice que quiere llegar a un acuerdo sobre la cuestión nuclear en un plazo de tres a seis meses.

Asegura que tiene todo el permiso para negociar por parte del líder supremo, Alí Jamenei.

Contenido relacionado