Francisco evita hablar del papel de la Iglesia en el franquismo

Ceremonia de beatificación
Image caption El cardenal Angelo Amato, en representación del Papa, condujo una misa al aire libre.

La Iglesia Católica realizó una ceremonia masiva de beatificación de 522 personas consideradas mártires (la mayoría asesinados durante la Guerra Civil Española), a pesar de las protestas de grupos de izquierda que habían calificado el evento como una manifestación de apoyo al gobierno militar de Francisco Franco.

Organizaciones de víctimas del franquismo le solicitaron al papa Francisco que utilice la ocasión para pedir perdón por el respaldo de la Iglesia al golpe militar de 1936 contra la República Española y el posterior apoyo al gobierno liderado por Franco.

El acto, que tuvo lugar en Tarragona, comenzó con un mensaje grabado del Papa en el que elogió a los mártires por haber aprendido "bien el sentido de amar hasta el extremo que llevó a Jesús a la cruz".

Pero Francisco no hizo ninguna alusión en su mensaje a la relación entre la Iglesia y el franquismo.