Matan a fiscal iraní en la provincia de Sistan-Baluchistán

  • 6 noviembre 2013
Escena de destrucción tras un ataque en Baluchistán
Image caption En la región de Baluchistán confluyen parte de los territorios de Pakistán, Afganistán e Irán. Ha sido escenario de ataques de insurgentes.

Información procedente de Irán señala que un fiscal murió de un disparo en el este del país, en la provincia de Sistan-Baluchistán, cerca de frontera con Afganistán y Pakistán.

En el incidente, que ocurrió cuando el funcionario se dirigía a trabajar en la ciudad de Zabol, también falleció su chofer.

El ataque se produce menos de dos semanas después de que militantes mataran a 14 guardias fronterizos en la provincia. Las autoridades iraníes ejecutaron 16 prisioneros en retaliación.

Las autoridades de la nación islámica indicaron que los ejecutados tenían vínculos con grupos hostiles al gobierno.

La región fronteriza del este de Irán enfrenta problemas con la movilización de rebeldes de la minoría musulmana sunita así como también con traficantes de drogas.

Lea: Irán ahorca prisioneros como respuesta a ataque