Exculpan a las asistentes de la chef británica Nigella

  • 20 diciembre 2013
Nigella Lawson
Durante el juicio, Nigella Lawson reconoció haber consumido cocaína en algunas ocasiones.

Dos asistentes personales de la famosa chef británica, Nigella Lawson, fueron declaradas no culpables de estafar a su antigua empleadora y su entonces esposo, el multimillonario, Charles Saatchi.

Elisabetta y Francesca Grillo estaban acusadas de gastar más de un millón de dólares en artículos de lujo personales con las tarjetas de crédito que sus célebres empleadores les habían dado.

Las dos arguyeron que Nigella había aprobado de los gastos a cambio de que mantuvieran silencio sobre su uso de drogas.

Nigella reconoció haber inhalado cocaína en algunas ocasiones pero rechazó las acusaciones de que era una consumidora habitual o una adicta.

La chef, famosa por sus programas internacionales de concina en televisión, denunció a su exmarido Saatchi de propagar esas acusaciones para destruir su reputación.

Lea: Los tropiezos de "la diosa del porno culinario"