El gobierno y la oposición de Siria, en una misma sala por primera vez en tres años

  • 24 enero 2014
Lakhdar Brahimi (izquierda) y Ban Ki-moon, representantes de la ONU en Ginebra
Lakhdar Brahimi (izquierda, aquí con el secretario general de la ONU Ban Ki-moon) será el mediador entre las partes.

Representantes de las partes del conflicto en Siria comenzarán este viernes las conversaciones formales de paz en Ginebra, por primera vez desde el inicio del conflicto, hace tres años.

Delegaciones del gobierno y de sectores de la oposición siria estarán reunidos en una misma sala para escuchar las palabras de apertura de la jornada que dará el mediador de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Lakhdar Brahimi.

Pero luego se retirarán a habitaciones separadas y realizarán las negociaciones a través del mediador Brahimi.

Diplomáticos de países de Occidente presentes en las conversaciones de Ginebra señalaron que la principal preocupación será asegurar que ninguna de las partes abandone el lugar y se retire del diálogo.

Las posturas de las partes sobre el rol que debe jugar el presidente Bashar al Asad en el futuro de Siria parecen irreconciliables, según confirman observadores.

Lea también: Por qué la conferencia de paz parece no tener futuro

Contenido relacionado