Policía surcoreana fracasa en el arresto del dueño del ferry

  • 11 junio 2014
Barquitos de papel en recuerdo de los muertos Image copyright AFP
Image caption Barquitos de papel en recuerdo de los muertos.

Seis mil policías surcoreanos desplegaron sin éxito un operativo en una comunidad religiosa en el sur de Seúl para tratar de encontrar al empresario buscado en conexión con el hundimiento del ferry en abril.

Pero Yoo Byung-un, el dueño de la compañía naviera Chonghaejin Marine a la que pertenecía la embarcación Sewol, continúa prófugo.

Yoo, de 72 años, es un miembro prominente de la Iglesia Bautista Evangélica de Corea y está acusado de desfalco, negligencia y fraude fiscal.

Aunque existe una recompensa de medio millón de dólares por cualquier información que conduzca a su arresto, él y sus hijos han logrado evitar la captura por más de un mes.

Más de 300 personas murieron o resultaron desaparecidas en el desastre, la mayoría adolescentes de un colegio en el norte de Seúl.

Contenido relacionado