Tailandia estrecha el cerco a la maternidad subrogada

  • 15 agosto 2014
Policía registra la clínica de fertilidad New Life de Bangkok. Derechos de autor de la imagen Reuters
Image caption El gobierno militar de Tailandia está trabajando con urgencia en un proyecto de ley para prohibir "el creciente negocio" de los vientres de alquiler.

Las autoridades tailandesas informaron este viernes que evitaron que salieran del país cuatro parejas extranjeras con bebés presuntamente nacidos de madres sustitutas.

Una corte ordenó a las parejas, de Australia y Estados Unidos, buscar documentación oficial para poder serles concedida la custodia.

El gobierno militar está trabajando con urgencia en un proyecto de ley que prohíba "el creciente negocio" de los vientres de alquiler.

Esta preocupación nació tras trascender el caso de una pareja australiana que pagó a una mujer para que tuviera hijos por ellos, la misma que después los acusó de abandonar a uno de los bebés, con síndrome de Down, y quedarse sólo con la melliza sana.

David y Wendy Farnell, hablando en público por primera vez, insistieron en que la madre tailandesa, Pattaramon Chanbua, rehusó entregarles al pequeño Gammy de siete meses.

Contenido relacionado