Chávez "revisará" relaciones con Colombia

Hugo Chávez, presidente de Venezuela.
Image caption El presidente venezolano criticó el acuerdo entre Colombia y EE.UU. en una emisión televisiva.

El acuerdo militar que están negociando Colombia y los Estados Unidos, en virtud del cual militares estadounidenses podrían operar en varias bases colombianas, volvió a tensionar las relaciones entre Bogotá y Caracas. Este martes, el presidente de Venezuela, Hugo Chávez anunció que revisará sus relaciones con el país vecino.

"Ahora que los yankis quieren instalar cuatro bases en Colombia… esto nos obliga a revisar nuestras relaciones con Colombia" aseguró Hugo Chávez este martes.

"Las tropas norteamericanas en Colombia hacen y deshacen y son una amenaza para Venezuela. Por eso, nosotros lamentamos esta situación, pero nos vemos obligados a revisar las relaciones con Colombia", agregó el mandatario venezolano.

Las palabras de Chávez son una respuesta al reciente anuncio de acuerdo entre Estados Unidos y Colombia según el cual las tropas estadounidenses podrían utilizar instalaciones militares del ejército colombiano.

EE.UU. en Colombia, ¿amenaza a Venezuela? ¡Opine!

"El acuerdo es para fortalecer bases militares colombianas, no para abrir bases norteamericanas. El acuerdo es para recuperar el derecho de los colombianos a vivir tranquilos", apuntó el presidente de Colombia, Álvaro Uribe, citado por la agencia de noticias Reuters.

Reacciones

En los últimos años, Bogotá se convirtió en uno de los más fieles aliados de los Estados Unidos en América Latina y desde 2000, recibió más de US$5.000 millones en asistencia militar en el marco del Plan Colombia de lucha contra el narcotráfico.

Sin embargo, el acuerdo actual suscitó la reacción contraria, no sólo de Venezuela, sino también de dos de sus aliados en la región, Bolivia y Nicaragua.

"Políticos que aceptan una base militar norteamericana en cualquier país de Latinoamérica son traidores de su país, traidores de su patria", dijo el presidente de Bolivia, Evo Morales.

En el mismo sentido, el presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, se refirió a la presencia de tropas estadounidenses en Colombia como una "ocupación" y una "amenaza".

Además, esta semana, dentro de las reflexiones que habitualmente publica en el diario Granma, el ex presidente cubano Fidel Castro también se refirió al tema. "Estados Unidos tiene el tenebroso plan de crear cinco bases militares más alrededor de Venezuela, con el pretexto de sustituir la de Manta en Ecuador", escribió.

Manta, de fondo

El polémico acuerdo entre Colombia y Estados Unidos tiene como telón de fondo la suspensión de actividades de la base militar estadounidense de Manta, en Ecuador.

Manta era la única base militar de los Estados Unidos que existía en suelo sudamericano.

Hace un año, el presidente de Ecuador, Rafael Correa, anunció que no renovaría la concesión, fruto de un acuerdo de 1999, ya que la nueva constitución del país prohíbe la presencia de bases extranjeras en territorio ecuatoriano.

En su momento, el gobierno ecuatoriano también argumentó sospechas de que los estadounidenses podrían haber utilizado la base para obtener informaciones que habrían servido al ejército colombiano para llevar a cabo el ataque contra el campamento de las FARC en suelo ecuatoriano lanzado el uno de marzo de 2008.

Manta, situada a unos 280 kilómetros al suroeste de Quito, era un centro de operaciones clave dentro del dispositivo de lucha antidroga de los Estados Unidos. Aunque el acuerdo termina en noviembre de este año, las operaciones militares ya se suspendieron.

Nuevo acuerdo

La base de Manta era además el punto a partir del cual los aviones estadounidenses podían vigilar el Pacífico, desde Perú hasta América Central.

El acuerdo actual con Colombia permitirían a Washington compensar la pérdida de la base y mantener su presencia en la región. Sin embargo, el estatus de las tropas estadounidenses en suelo colombiano será diferente del que tenían en Ecuador.

Funcionarios de la cancillería colombiana explicaron al corresponsal de BBC Mundo en Bogotá, Hernando Salazar, que a diferencia de Manta, "Colombia tendrá plena soberanía" sobre las instalaciones militares de EE.UU. en su territorio.

De acuerdo con lo anunciado, los estadounidenses podrían utilizar al menos tres bases colombianas situadas en el norte, el centro y el sureste del país y estarían autorizados a desplegar hasta 800 militares y 600 civiles, bastantes más de los 450 que podía albergar la base de Manta.

Según un informe del ejército estadounidense citado por la agencia de noticias France Press, una de esas bases, la de Palenquero, en el centro del país, permitiría a los aviones de Estados Unidos proyectarse por toda América del Sur e incluso llevar a cabo puentes aéreos hasta África.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.