Última actualización: miércoles, 16 de septiembre de 2009 - 01:13 GMT

No hay acuerdo en Unasur

Para reproducir este material debe tener activado Java Script, así como tener instalada la última versión de Flash Player.

Reproduzca el contenido en Real Player o Windows Media

La negativa de Colombia a la demanda de varios países de la región de “transparentar” el acuerdo militar que afina con Estados Unidos estancó el avance de los diálogos de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) por establecer medidas de confianza en materia militar.

“Lamentablemente no hemos arribado a resoluciones. Lamentamos la actitud de Colombia, la intransigencia de Colombia que no quiere transparentar el convenio sobre las bases militares”, dijo el canciller boliviano, David Choquehuanca, al concluir la cita de cancilleres y ministros de Defensa de Unasur efectuada este martes en Quito.

Por su parte, el canciller colombiano, Jaime Bermúdez, dijo que su gobierno no puede entregar un documento que aún está siendo discutido de manera interna y anunció que el convenio se hará público tan pronto como esté firmado por Colombia y Estados Unidos.

clic Opine: América Latina ¿Para qué tantas armas?

“Nosotros presentaremos el acuerdo con Estados Unidos una vez que esté firmado, pero que sea igual para todos. Que se presenten convenios de compra de armamento, transferencia de tecnología, etc. Incluso los acuerdos con terceros países”, señaló, en tanto, el ministro de Defensa de Colombia, Gabriel Silva.

"Sin garantías"

La delegación colombiana tampoco salió del todo contenta de la reunión. Bermúdez dijo que la cita de la Unasur no ofreció garantías en temas como armamentismo y la presencia de grupos “terroristas” en la región.

El canciler y el ministro de Defensa de Colombia

El canciller de Colombia dijo que no se lograron garantías en temas de cooperación, armamentismo y grupos "terroristas" en la región.

Otro de los puntos de estancamiento en la cita tuvo que ver con las garantías que varios países de la región requirieron de Colombia en el sentido de que el acuerdo militar entre Bogotá y Washington no traspasará las fronteras colombianas.

El canciller ecuatoriano, Fander Falconí, dijo que los miembros de la Unasur, incluida la delegación colombiana, lograron consenso en apoyar la tesis de la no extraterritorialidad, es decir, que ningún país use sus fuerzas militares en otro país con el argumento de combatir a grupos irregulares. En lo que no hubo acuerdo, sin embargo, fue en las garantías formales para asegurar el cumplimiento de dicha tesis.

El enfrentamiento de posiciones entre las delegaciones de Venezuela y Colombia dominó buena parte de la reunión.

clic Lea: Clinton pide transparencia a Venezuela

Durante un receso, el vicepresidente venezolano y ministro de Defensa, Ramón Carrizález, dijo que la cita de la Unasur se encontraba estancada porque “Colombia se niega a entregar la información que daría una línea de transparencia” acerca del acuerdo militar que afina con Estados Unidos para el uso de siete bases colombianas por parte de militares estadounidenses.

"La confianza arranca por la transparencia, ha habido resistencia de Colombia de entregar los acuerdos para instalar bases militares; el resto de los países hemos estado de acuerdo en proporcionar toda la información a Unasur”, manifestó Carrizález.

"No fue un fracaso"

En este contexto, una vez concluida la cita, tanto Colombia como Ecuador, este último en su calidad de presidente pro témpore de la Unasur se negaron a decir que la cita efectuada en Quito haya sido un fracaso. “Colombia no se ha levantado de la mesa”, enfatizó el ministro de Defensa ecuatoriano, Javier Ponce, mientras que el canciller colombiano Bermúdez ratificó que su gobierno apoya decididamente el proceso de integración llevado a cabo por la Unasur.

Canciller de Bolivia, David Chuquehuanca

"Lamentamos la actitud de Colombia, la intransigencia de
Colombia que no quiere transparentar el convenio sobre las
bases militares".

David Choquehuanca, canciller de Bolivia.

Entre los temas pendientes constan aspectos como el incremento del gasto militar en la región, asunto que fue inicialmente discutido en la cita de Quito al leerse una carta enviada por el presidente del Perú, Alan García, en la que se propuso un “freno al armamentismo” en la región mediante un pacto de no agresión militar.

Frente a ello, el vicepresidente venezolano dijo que su gobierno ha comprado “armamento netamente defensivo” y que los países de la región tienen “la obligación constitucional" de protegerse ante la amenaza que representa, a su juicio, el acuerdo militar entre Colombia y Estados Unidos.

La presidencia pro témpore de la Unasur convocará a una nueva reunión a los cancilleres y ministros de Defensa de la región para discutir los puntos de conflicto que se mantienen, en una estrategia que incluirá diálogos de corte bilateral.

clic Lea también: ¿Carrera armamentista Sudamericana?

BBC navigation

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.