Micheletti "se retira" por una semana

Roberto Micheletti / Foto de archivo
Image caption Micheletti no precisó quién encabezará el gobierno en su ausencia

El presidente interino de Honduras, Roberto Micheletti, anunció este jueves que se ausentará de su cargo unos días para no interferir en las elecciones presidenciales que deben celebrarse en su país el próximo 29 de noviembre.

"Pretendo ausentarme del ejercicio de mis funciones públicas por un período que podría iniciar el 25 de noviembre y concluye el 2 de diciembre, decisión que tomaré en consulta con los representantes de los diversos sectores de la hondureñidad que gallardamente han acompañado todo este proceso", dijo Micheletti en un mensaje en cadena nacional.

Micheletti no precisó quién encabezará el gobierno en su ausencia y aseguró que su propósito con esta decisión "es que la atención de todos los hondureños y hondureñas esté concentrada en el proceso electoral y no en la crisis política".

Tras la emisión del mensaje del presidente interino, el depuesto Manuel Zelaya dijo en una entrevista con Radio Globo que la medida anunciada por Micheletti "es una maniobra falsa".

"Nosotros le pedimos que se vaya para siempre", afirmó Zelaya, quien también calificó a Micheletti de "mancha para la democracia" hondureña.

El depuesto mandatario, quien se encuentra refugiado en la embajada brasileña de Tegucigalpa desde finales de septiembre, solicitó este jueves en un comunicado que se pospongan las elecciones del 29 de noviembre, unos comicios que hace unos días en entrevista con BBC Mundo calificó de "ilegítimos" y "vergonzosos".

Lea la entrevista con Manuel Zelaya

Votación en el Congreso

Image caption Zelaya dijo que la medida anunciada por Micheletti "es una maniobra falsa".

La fecha anunciada por Micheletti para su regreso -el 2 de diciembre- es la misma en la que el Congreso hondureño se reunirá para decidir sobre una eventual restitución de Zelaya, en base al acuerdo de San José-Tegucigalpa.

En un principio Zelaya apoyó ese pacto, alcanzado a fines de octubre bajo el auspicio de Estados Unidos, con el que -parecía- iba a regresar al poder antes de las elecciones.

Finalmente, desacuerdos con las autoridades interinas en torno a la formación de un gobierno de unidad hicieron que el acuerdo fracasara.

Lea: Votarán restitución de Zelaya tras comicios

El pasado fin de semana el depuesto mandatario aseguró en una carta dirigida al presidente de EE.UU., Barack Obama, que el pacto de Tegucigalpa-San José está muerto y que no aceptará otro acuerdo para restituirlo en el poder que sirva para "encubrir el golpe de Estado" del que fue objeto su gobierno el pasado 28 de junio.

Al anunciar este jueves su marcha temporal de la presidencia, Roberto Micheletti advirtió que retomará el poder "inmediatamente (...) si lamentablemente ocurriere un trastorno general del orden y de la seguridad que amenace la paz de la nación y la tranquilidad del pueblo hondureño".

"Dictaré con vigor y con firmeza las medidas que sean necesarias para garantizar el orden", aseguró.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.