Clinton llega a Brasil en busca de consenso sobre Irán

Hillary Clinton
Image caption Washington está preocupado de la fortaleza de las relaciones entre Brasil e Irán.

La política de Brasil sobre el tema de Irán será el eje central de las conversaciones que sostendrán este miércoles la secretaria de Estado de Estados Unidos, Hillary Clinton, y el presidente brasileño, Luiz Inácio Lula da Silva, en un encuentro que forma parte de la gira de la diplomática por varios países sudamericanos.

La visita de Clinton a América del Sur se realiza en un momento en donde existe una sensación en la región de que el gobierno del presidente Obama -distraído por tantos asuntos- no ha cumplido con las expectativas latinoamericanas.

El presidente de Irán, Mahmoud Ahmadinejad, visitó Brasil en noviembre y se tiene previsto que su homólogo brasileño devuelva el gesto con una vista a Teherán en mayo.

Washington está preocupado por la fortaleza de las relaciones entre ambos países al tiempo que Estados Unidos continúa poniendo presión para que se le apliquen más sanciones a Irán con el fin de poner freno a sus ambiciones nucleares.

Diferencias de política

La posición del gobierno de Lula es que una política de aislamiento del liderazgo iraní es contraproducente y que las sanciones no son efectivas pues nada bueno saldrá de un proceso donde Teherán se sienta arrinconado.

El presidente brasileño ha dicho en el pasado que Irán tiene el derecho a desarrollar un programa nuclear con fines pacíficos y que cumpla a cabalidad con los acuerdos internacionales.

Image caption Brasil busca afianzarse como un interlocutor "permanente y de peso" en el debate internacional.

El corresponsal de la BBC en Sao Paulo, Gary Duffy, informó que el Departamento de Estado ha dicho que sería un gran paso que Brasil utilice sus relaciones con Irán para ejercer presión sobre el país para que cumpla con sus obligaciones internacionales.

Si no lo hace, Washington "se sentiría decepcionado", añadió.

Algunos analistas, señala Duffy, han sugerido que el creciente papel de Brasil en la esfera internacional ha provocado que "los humos se les suban a la cabeza del presidente Lula".

¿Y qué espera Brasil?

Según informa la también corresponsal de la BBC en Brasil, Fabrícia Peixoto, las expectativas del gobierno brasileño a raíz de la visita de la jefa de la diplomacia estadounidense es que su presencia sirva como reflejo del "mayor protagonismo" de Brasil no sólo en América Latina sino también en la esfera internacional.

De acuerdo con fuentes gubernamentales, la idea no es insistir sobre las diferencias que tiene con Estados Unidos sino afianzar la posición de Brasil como un interlocutor "permanente y de peso" en el debate internacional.

Por ello, llevará a la reunión una agenda que incluye, además del programa nuclear iraní, temas como el cambio climático tras la reunión de Copenhague y la necesidad de una reforma en el seno de la Organización de las Naciones Unidas, especialmente en el Consejo de Seguridad.

Los brasileños tienen un puesto rotativo en el Consejo de Seguridad así que sus posiciones cobran relevancia al tiempo que Clinton busca consenso sobre el Irán.

Sin embargo, desde un tiempo atrás, tanto Brasil como la India vienen pidiendo una reforma al Consejo para que se amplíe el número de miembros permanente con derecho a veto. En la actualidad sólo son Estados Unidos, China, Rusia, Reino Unido y Francia, algo que -dicen Brasilia y Nueva Delhi- no refleja la actual realidad geopolítica del mundo.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.