México analizará los huesos de sus próceres

Traslado de los restos por cadetes militares.
Image caption La identificación de los huesos forma parte de los actos de celebración del bicentenario de independencia.

México exhumó el domingo los restos de quienes se cree que son sus héroes de la Independencia, en un intento de aclarar sus identidades después de haber sido sepultados de forma desordenada.

Un equipo de científicos analizará la autenticidad de los restos de 12 héroes nacionales en un labotario provisional instalado en el Castillo de Chapultepec, un museo que en los últimos doscientos años ha servido de academia militar, residencia imperial y palacio presidencial.

En una ceremonia militar en Ciudad de México, el presidente mexicano Felipe Calderón encabezó el traslado de los restos del céntrico Ángel de la Independencia al castillo, situado en las proximidades.

Se cree que uno de los cráneos pertenece al sacerdote Miguel Hidalgo, llamado el "Padre de la Patria" por haber iniciado en 1810 con su "grito de Dolores" la lucha de la colonia contra la Corona española.

Osamentas descuidadas

"Fue Hidalgo, el primero en abolir la esclavitud en toda la América continental", dijo Calderón. "Gracias a Hidalgo y a quienes lo siguieron, gracias a ellos México existe y nuestra bandera nacional se yergue orgullosa", agregó.

Hidalgo, que fue fusilado en 1811, y sus restos decapitados fueron exhibidos en público como señal de aviso para otros revolucionarios.

Antes de ser trasladados a El Ángel de la Independencia, los restos estuvieron esparcidos por varios lugares de México. En 1823 el gobierno ordenó su depósito en tumbas precarias bajo la catedral de Ciudad de México, donde permanecieron durante poco más de un siglo, de 1823 a 1925.

Pero especialistas piensan que algunas de las osamentas podrían estar en desorden e incluso hay quienes dudan que algunos huesos pertenezcan efectivamente a los caudillos.

La identificación de los restos forma parte de los actos con los que México celebra el bicentenario de su independencia de España.

Lea también: ¿Cómo han cambiado los mexicanos en estos 200 años?

Acceso limitado

Image caption El presidente mexicano, Felipe Calderón, encabezó el traslado de los restos.

Varias calles que rodean al monumento al Ángel de la Independencia fueron cortadas por las fuerzas de seguridad mexicanas para la ceremonia. Había una fuerte presencia militar por toda la zona y muchos mexicanos se quedaron sin poder ver la ceremonia porque el acceso al monumento era muy limitado.

"¿Para qué nos invitan si después no nos dejan pasar?", le dijeron varios asistentes a la corresponsal de BBC Mundo, Inma Gil. Muchos habían venido en familia, con niños, pero apenas pudieron seguir el evento, a pesar de que los organizadores pusieron varias pantallas gigantes en la plaza.

"Estuvo bien pero demasiada gente se quedó fuera" dijo otro miembro del público. Pocos minutos antes de iniciarse la ceremonia había una fila de más de mil personas esperando para entrar.

Alturas y lesiones

Entre las pausas del discurso de Felipe Calderón se escuchaban de vez en cuando los gritos de un pequeño grupo de personas que se manifestaba en contra del gobierno, gritando "asesino" y "democracia". Aún así, el acto se desenvolvió con normalidad.

A su término BBC Mundo habló con varios mexicanos que coincidieron en definirlo como "muy emotivo". Hasta los más pequeños tenían claro por qué estaban allí.

"Miguel Hidalgo es el padre de la patria. Si él no hubiera luchado ahorita estaríamos esclavizados", dijo uno de los niños asistentes, de siete años de edad.

Entre los adultos, la mayoría de los consultados por BBC Mundo coincidió al alfirmar que sí es importante para México identificar los restos de los héroes. Otros, más escépticos, se preguntan cómo van a comprobar sus verdaderas identidades si no hay un referente de ADN.

Los especialistas del Instituto Nacional de Antropología e Historia de México compararán los huesos con registros históricos de las alturas de los héroes y las lesiones que sufrieron para determinar qué huesos pertenecen a cada uno de ellos.

El gobierno tiene previsto exponer los huesos a partir de agosto, antes de devolverlos al mausoleo del Ángel de la Independencia en agosto de 2011.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.