Ecuador: Correa aboga por medios "sin fines de lucro"

Rafael Correa, presidente de Ecuador
Image caption Correa se refirió a "la contradicción entre intereses privados y el interés público de estar informados".

En las últimas horas de su visita a Japón el presidente de Ecuador, Rafael Correa, planteó la posibilidad de que los medios de comunicación sean instituciones sin fines de lucro y las reacciones en su país no se hicieron esperar.

El asambleísta del opositor Partido Sociedad Patriótica Fausto Cobos dijo que se trata de "novelerías del socialismo del siglo XXI que se da en Venezuela y se quiere aplicar en el país", mientras que el asambleísta independiente Alfredo Ortiz lo definió como "un principio comunista".

En su conferencia en la Universidad de las Naciones Unidas en Tokyo, el mandatario se refirió a "la contradicción entre intereses privados y el interés público de estar informados" y propuso como posible solución que los medios "tengan que ser sin fines de lucro".

Correa señaló que el "poder fáctico" de los medios de comunicación es un problema que le quita el sueño y calificó de contradicción que empresas privadas generen bienes públicos.

César Ricaurte, analista ecuatoriano y director de la organización Fundamedios, le dijo a BBC Mundo que lo planteado por el presidente fue "una definición doctrinaria" hecha en un ámbito internacional para buscar una mayor repercusión.

"Antes habían sido, digamos, ataques contra los medios de comunicación. Había expuesto un pronunciamiento diciendo que los medios de comunicación eran los principales enemigos de la Revolución, pero esta es la primera definición doctrinaria dura del gobierno".

Tras la cortina de hierro

En su discurso, el presidente ecuatoriano indicó que sabía que sus palabras provocarían polémica y hasta anticipó la reacción de los medios en su país.

"Verán mañana los titulares. Correa está chiflado, está loco, quiere hacer sin fines de lucro todos los medios de comunicación. (Verán) la denuncia a la SIP, la Sociedad Interamericana de Prensa, el club de los dueños de periódicos en América Latina, y toda una campaña que atentamos contra la libertad de expresión".

Lo que no pudo prever el mandatario es que algunos de sus críticos lo ubicaran incluso a la altura de la Revolución Bolchevique.

En su página de internet, el asambleísta del Partido de Izquierda Democrática, Andrés Paez, escribió que Correa avanza del leninismo al estalinismo y la anulación de la iniciativa privada es un signo muy peligroso porque hoy comienza por los medios de comunicación y mañana avanzará sobre otras instancias de la vida social.

"Yo no llegaría tan lejos porque no creo que esto se vea traducido en alguna acción concreta del gobierno", le dijo a BBC Mundo el analista Ricaurte y agregó:

"Puede ser que esta definición doctrinaria finalmente se refleje en el veto presidencial a la Ley de Comunicación, porque en esta ley –tal como está en la Asamblea Nacional– no vemos esta visión. Puede ser que no vaya tan lejos, pero lo que este pronunciamiento nos revela definitivamente es el pensamiento del presidente de la república".

Tras su paso por Japón, Correa terminará su gira asiática en Corea del Sur.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.