Misión clave para la Estación Espacial

Nave HTV-1

Japón lanzó con éxito una nueva nave no tripulada desde el centro espacial de Tanegashima, situado en el sur de la nación asiática.

La nave de carga HTV-1 llevará víveres y material científico a la Estación Espacial Internacional (EEI).

Su papel es muy importante para el proyecto de la EEI, que el próximo año podría dejar de contar con los servicios de la flota de transbordadores de Estados Unidos.

La agencia espacial japonesa (JAXA) lanzó el módulo este jueves a las 17.03 GMT en el cohete H-IIB.

La misión del HTV-1 está dirigida por ingenieros desde Tsukuba, Japón, y desde el centro de control de la Agencia Espacial estadounidense (NASA, por sus siglas en inglés) en Houston.

Unos minutos después del despegue, el cohete se separó del módulo, que ahora se dirige hacia complejo orbital, al que llegará según está previsto en una semana.

Papel fundamental

Image caption La agencia espacial japonesa (JAXA) lanzó el módulo este jueves a las 17.03 GMT en el cohete H-IIB.

La HTV-1 es un cilindro de diez metros de largo por cuatro de ancho de capaz de cargar hasta seis toneladas de material.

En los próximos años la HTV y otros vehículos robóticos del mismo tipo jugarán un papel muy importante para el aprovisionamiento de la EEI cuando esta esté completamente operacional.

"Este vuelo de la HTV-1 es de demostración, para verificar su funcionalidad y rendimiento", explicó Masazumi Miyake, uno de los funcionarios de la JAXA en EE.UU.

"Tras el fin de esta misión planeamos lanzar de media una HTV al año".

Al contrario que los otros vehículos espaciales de carga, la HTV-1 nipona atracará en la EEI ayudada por el brazo robótico de la estación, que será la primera vez que captura un objeto tan grande en trayectoria de vuelo.

La HTV-1 permanecerá anclada a la EEI durante unas seis semanas, mientras se descargan los víveres y el material que transporta.

La nave reingresará en la atmósfera cargado con los desechos de la EEI al término de la misión y se desintegrará en algún lugar del Pacífico Sur.

Varias opciones

La HTV será vital para cubrir el vacío que las actuales lanzaderas estadounidenses dejarán cuando no se utilicen más a partir de 2010.

Entonces la EEI dependerá de cinco vehículos de carga para sus operaciones logísticas.

La nave rusa Progress y la europea ATV ya han demostrado su capacidad de vuelo. Se han programado cuatro vuelos más de la ATV a la EEI, uno al año, empezando en 2010.

Tras esta primera misión de la HTV, Japón planea lanzar seis misiones más hasta 2015.

Dos compañías privadas estadounidenses, SpaceX y Orbital Sciences, están desarrollando las naves Dragon y Cygnus. La primera de ellas se espera que transporte carga a la EEI hacia el fin de 2010.

HTV y Dragon son particularmente importantes por su capacidad para transportar en sus compartimentos despresurizados grandes cargas que normalmente no pasarían por las puntos de carga de un compartimiento presurizado.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.