La esposa de Berlusconi pide el divorcio

Silvio Berlusconi y su mujer, Verónica Lario
Image caption Hace dos años, Lario le exigió a su marido una disculpa pública por coquetear con mujeres en una fiesta.

La esposa del primer ministro de Italia, Silvio Berlusconi, confirmó que le ha pedido el divorcio a su marido.

Verónica Lario fue citada por medios italianos afirmando que tomó la decisión, al enterarse que su marido asistió en Nápoles a la fiesta de cumpleaños de una joven de 18 años.

La noticia la sorprendió, puesto que el mandatario "no asistió a la fiesta de 18 años de sus propios hijos, a pesar de que estaba invitado".

Según esos mismos medios, Lario afirmó que no podía estar con un hombre que "frecuentaba menores".

El multimillonario primer ministro, de 72 años de edad, optó por no pronunciarse públicamente sobre el pedido de divorcio, aduciendo que es un asunto que le ocasiona "dolor" y "pertenece a la esfera privada".

Hace algunos días, Lario -segunda esposa de Berlusconi y ex actriz- provocó un revuelo en la prensa al criticar la decisión del partido de su esposo de escoger a modelos y presentadoras de televisión como candidatas al Parlamento Europeo.

"Impudicia vergonzosa"

En un correo electrónico enviado a una agencia de noticias, Lario calificó el proyecto de "impudicia vergonzosa" montada para "disfrute del emperador".

Berlusconi y su partido dijeron querer candidatas mujeres para "renovar la clase política con gente culta y bien preparada".

Las candidatas no serían como "los malolientes y mal vestidos representantes parlamentarios de ciertos partidos".

Hace dos años, Berlusconi se había disculpado públicamente con su mujer por coquetear con jóvenes en una fiesta.

El primer ministro y Lario llevan casados 19 años, y tienen tres hijos.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.