Woody Allen logra acuerdo millonario

Woody Allen
Image caption El cineasta llegó a un acuerdo con la empresa que utilizó su imagen sin su consentimiento.

Woody Allen es ahora US$5 millones más rico. El director de cine llegó a un acuerdo extrajudicial con American Apparel, la empresa estadounidense que utilizó su imagen en un anuncio publicitario sin su consentimiento.

Allen demandó a la empresa de moda por poner una imagen de él -de la película Annie Hall de1977- en vallas de Nueva York y Los Angeles, sin haber obtenido ningún permiso.

La empresa había previsto utilizar en su defensa detalles escabrosos de la vida personal del cineasta. Esto para demostrar que la imagen de Woody Allen no tenía un valor de US$10 millones, cantidad que originalmente exigió como indemnización.

El uso de la imagen

En declaraciones hecha fuera de la corte federal de Manhattan, en Nueva York, Woody Allen afirmó que US$5 millones "son suficientes para disuadir a American Apparel o cualquier otra empresa de intentar algo así, otra vez".

Agregó: "Yo demandé porque American Apparel tomó intencionalmente mi nombre, mi imagen y apariencia y las usó públicamente para promocionar su negocio".

"American Apparel creyó que el miedo al escándalo publicitario me impediría tomar alguna acción".

"Supongo que esa dosis de realidad legal condujo a que aceptaran el arreglo de último momento", aseguró el cineasta.

Allen agregó que el plan para "llamar a una larga lista de testigos que, obviamente, no tenían nada que ver con el caso", fue rechazada por el tribunal.

Mientras tanto, el fundador de American Apparel, Dov Charney, y quien tuvo la idea de los anuncios, dijo a los reporteros que el caso se trata de "la dignidad de las ideas".

"No me siento mal por expresarme", aseguró.

Libertad de expresión

Allen, de 73 años y quien no presta su imagen para publicidad en Estados Unidos, aseguró que él no autorizó el uso de la imagen que lo retrata vestido como un rabino judío.

La semana pasada, la empresa desestimó los informes de su equipo jurídico de sacar a relucir las relaciones de Allen con su esposa Soon-Yi Previn y su ex mujer Mia Farrow como parte de la defensa.

En 1992, Farrow -entonces novia de Allen- descubrió que él estaba teniendo un romance con Soon-Yi, su hija adoptiva de 22 años.

Poco antes, American Apparel había alegado que la ruptura de la relación -ventilada en los titulares de todo el mundo- había devaluado la imagen de Allen a menos de US$10 millones, la cifra solicitada originalmente. Sin embargo, la semana pasada, Stuart Slotnick, abogado de la compañía, dijo que el juicio se centraría en la libertad de expresión.

"En el juicio explicaremos cómo el uso de la imagen de la película Annie Hall fue utilizado para dejar clara una postura y abordar cuestiones sociales que ya eran objeto de debate público", dijo.

American Apparel se disculpó por usar la imagen de Allen que estuvo expuesta durante una semana.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.