Arresto de Polanski moviliza la diplomacia

Roman Polanski
Image caption El cineasta ha evitado visitas a países que podrían extraditarlo a EE.UU.

La detención en Suiza de Roman Polanski por una orden judicial estadounidense ha movilizado a la diplomacia internacional con llamados de ministros de Francia y Polonia a favor de la liberación del cineasta franco-polaco.

Polanski, detenido este domingo en Zurich, se encuentra a la espera de una posible extradición a California, donde un juzgado de Los Ángeles desea procesarlo por mantener "relaciones sexuales ilegales" con una niña de 13 años, en 1977, en una fiesta en la casa del actor estadounidense Jack Nicholson en Hollywood.

Participe: Detención de Polanski, ¿acierto o barbaridad?

El director se había declarado culpable, pero huyó de EE.UU antes de ser condenado y desde entonces ha vivido en el exilio en Francia, país del cual es también ciudadano.

El Ministro de Relaciones Exteriores de Francia, Bernard Kouchner, dijo que tanto él como su homólogo de Polonia, Radoslaw Skorski, exigieron al Departamento de Estado de EE.UU. una "solución rápida" al caso de Polanski.

De acuerdo con medios de prensa, Kouchner y Skorski plantearon a la secretaria de Estado, Hillary Clinton, la posibilidad de que el director de cine se beneficie de un indulto.

Detienen a Roman Polanski en Suiza

"Horrible"

A su vez, el ministro de Cultura de Francia, Frédéric Mitterrand, aseguró que el presidente del país, Nicolas Sarkozy, sigue de manera "muy atenta" el caso.

El titular calificó de "absolutamente horrible" la detención del cineasta.

En sus palabras "del mismo modo que hay un Estados Unidos generoso al que amamos, hay cierto Estados Unidos que da miedo, y es ese el que acaba de mostrarnos su rostro".

En declaraciones a la BBC, el agente de Polanski, Jeff Berg, dijo que el arresto representó "una sorpresa".

Según él, "nos sorprendió porque Roman durante los últimos 12, 15 años, ha vivido en Suiza, donde tiene casa".

Berg explicó que "su presencia (en Suiza) es bien conocida al igual que en bastantes partes de Europa".

Sin embargo, es un hecho conocido que Polanski evitaba visitar países donde podía ser extraditado a Estados Unidos, como es el caso del Reino Unido, y que se desplazaba principalmente entre Francia, Polonia, Alemania y la República Checa.

El momento

Lo que muchos se preguntan es por qué el arresto sucede justamente ahora.

Image caption El cineasta fue detenido al acudir al Festival de Cine de Zurich.

En mayo pasado, el Tribunal Superior de Los Ángeles desestimó de manera definitiva la petición de los abogados de Polanski para sobreseer los cargos en su contra.

Ruby Rich, critica cinematográfica, le dijo a la BBC desde San Francisco, que esa petición de los abogados pudo haber jugado en contra del realizador.

En su opinión, este hecho "pudo haber activado el caso que, hay que destacar, no procede de una orden de arresto federal sino que procede de la Fiscalía del Condado de Los Ángeles, que ha emprendido una campaña contra la corrupción y que destaca que nadie está por encima de la ley".

Por su parte, la corresponsal de la BBC en Suiza, Imogen Foukes, se refiere a especulaciones según las cuales la presión a la que Estados Unidos ha sometido a Suiza por el tema del secreto bancario podría haber jugado su parte en la detención.

De acuerdo con la periodista, "la oposición de Washington a una supuesta evasión fiscal originada por el tema bancario lleva a algunos a especular que se trata de una especie de ofrenda de paz hecha por Suiza a Estados Unidos".

En declaraciones a la BBC, el novelista británico Robert Harris, cuya novela "Ghost" fue llevada al cine por Polanski y se estrenará el próximo año, dijo que no entendía por qué justamente ahora se lleva a cabo la detención del realizador porque él ha viajado a muchos eventos internacionales, que han contado con publicidad.

"Si la justicia estadounidense hubiese estado verdaderamente interesada en arrestar a Polanski podía haberlo hecho hacía mucho tiempo", manifestó.

Un "capítulo"

Harris dijo que ha visitado varias veces la casa que Polanski tiene en Gstaad, Suiza, con motivo de la filmación en Alemania de "Ghost" y que no había sugerencias de que la orden de arresto estuviera activa.

Incluso, destaca Harris, la propia Samantha Geimer, la adolescente con la que Roman Polanski tuvo "relaciones sexuales ilegales", hoy de 45 años de edad, pidió a la justicia que abandonara el proceso contra el cineasta para poder "cerrar un capítulo".

Pero el abogado Julian Knowles, experto en casos de extradición, declaró a la BBC que en países como "Estados Unidos, por un asunto mayor de interés público, la víctima no decide si el convicto va o no a la cárcel" por lo que Polanski podrían pasar años en prisión.

"Es muy probable que él sea extraditado. Estados Unidos y Suiza tienen una larga tradición en esa materia y se trataría sólo de un procedimiento de rutina", dijo.

El abogado considera que el proceso de extradición podría ejecutarse de una manera muy rápida, y "hay posibilidades de que él pueda estar en Estados Unidos si no para Navidad, sí a principios de año".

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.