No marcan gol ni con 12 jugadores

El seguidor de Indonesia, en plena aparición en el campo.
Image caption Aunque pudo hacerse con el balón, ni siquiera este número 12 pudo marcar gol.

Un fanático del combinado nacional de fútbol de Indonesia no aguantó más. Tras soportar la pobre actuación de su equipo durante un partido decisivo, consideró que él estaba llamado a meter un gol muy necesitado.

Hendri Mulyadi, de 25 años, saltó desde las gradas y agarró el balón en la cancha de juego, donde su equipo parecía condenado a perder por 1-2 contra la selección de Omán.

El improvisado delantero corrió hasta el arco, consciente de que Indonesia se quedaría fuera de la final de la Copa de Asia por primera vez desde 1992 si la pelota no tocaba la red del portero.

Indonesia solía ser uno de los equipos más destacados del fútbol asiático, pero en los últimos tiempos no ha corrido la misma suerte, explicó desde Yakarta Karishman Vaswani, periodista de la BBC.

"Estaba muy decepcionado"

Mulyadi vio frustrada su hazaña cuando la policía le detuvo ante los 40.000 espectadores que seguían el partido desde el estadio de Yakarta. Su sueño también se esfumó porque, a pesar de que alcanzó a disparar, fue incapaz de meterle un gol al portero de Omán.

"Estaba muy decepcionado con el equipo nacional de Indonesia. Nunca ganan. Siempre pierden o acaban empatando", dijo.

"Quiero pedir perdón a los seguidores del fútbol en toda Indonesia por lo que hice", añadió este espontáneo número 12.

Sin embargo, no todos en el país se sintieron molestos con esta aparición. "Podría ser un buen delantero para Indonesia en el futuro", dijo uno de los internautas que comentó las imágenes de Mulyadi, que ya se están haciendo célebres en Youtube.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.