Juegos de Vancouver: rompen entradas por falta de nieve

Prueba de snowboar
Image caption Aunque hay nieve suficiente para la competición, no es posible garantizar la seguridad del público, aseguran.

La escasez de nieve volvió a jugar una mala pasada a los organizadores de los Juegos Olímpicos de Invierno de Vancouver, en Canadá, que tuvieron que reembolsar o romper 20.000 entradas para ver los eventos de snowboard y esquí libre en la Montaña Cypress.

La organización aseguró que, aunque hay nieve suficiente para celebrar la competición, no es posible garantizar la seguridad del público que suele concentrarse alrededor de las pistas.

"Llegamos a la conclusión de que es demasiado inestable para que se estén ahí", dijo Casey Denton, representante de la organización.

Denton aseguró que la seguridad será lo primero, y que además el ambiente de las pruebas no se verá afectado. "Las pistas de las pruebas están además en buen estado", añadió.

Lea: escasean el frío y la nieve

Nieve derretida

Como dijo el corresponsal de la BBC en la ciudad, James Pierce, las inusuales cálidas temperaturas de estos días y las fuertes lluvias sobre Cypress Mountain, el escenario de muchas de las pruebas, hicieron que también se derritieran los cargamentos de nieve que ya se habían transportado a la montaña desde zonas más altas.

El comité organizador de los juegos reconoció que reembolsar estas entradas les costará US$1,4 millones. Otros 8.000 boletos tuvieron que ser reembolsados hace días por la suspensión de varias pruebas de snowboard.

Durante el fin de semana la escasez de frío obligaron a postergar algunos eventos de esquí. El descenso masculino de esquí alpino, supuestamente el principal evento de la primera jornada de los Juegos, fue pospuesto y las competiciones femeninas corrieron igual suerte.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.