Millones para directivos de F. Mae y F. Mac

Freddie Mac
Image caption Fannie Mae y Freddie Mac han recibido US$111.000 millones del Estado.

Los presidentes ejecutivos de Fannie Mae y Freddie Mac, dos de las principales entidades hipotecarias de Estados Unidos que debieron ser rescatadas por el gobierno de Washington al inicio de la crisis financiera global, recibirán en 2009 remuneraciones por valor de hasta US$6 millones.

Desde que pasaron a estar bajo control público en septiembre de 2008, el gobierno estadounidense ha inyectado en ambas compañías US$111.000 millones.

Fannie Mae y Freddie Mac juegan un papel clave en la financiación de tres cuartas partes de las hipotecas residenciales de EE.UU.

Sergún la Agencia Federal de Financiación de la Vivienda, el mayor regulador del sector de la vivienda de EE.UU., los pagos a los ejecutivos de las dos firmas son un 40% inferiores a los registrados antes de que el gobierno tomara su control en 2008.

"Necesario"

El organismo aseguró que las remuneraciones reflejan la necesidad de que Fannie Mae y Freddie Mac "atraigan y retengan el talento necesario para alcanzar sus objetivos".

Image caption Las compañías son clave en la financiación de tres cuartas partes de las hipotecas residenciales de EE.UU.

En presentaciones ante la Comisión de Valores, las compañías dijeron que el presidente ejecutivo de Fannie Mae, Michael Williams, y el de Freddie Mac, Charles Haldeman, recibirán US$900.000 de salario base y US$3,1 millones de salario diferido si se alcanzan ciertos objetivos cifrados, así como un bono de US$2 millones si sus resultados individuales se ajustan a ciertos objetivos.

Según explicó el periodista de la BBC Alex Ritson, Williams y Haldeman no estaban al frente de las compañías cuando éstas fueron rescatadas por el gobierno.

En cualquier caso, algunos analistas consideran que estas remuneraciones contradicen los llamados realizados por diversos líderes mundiales, incluido el presidente de EE.UU., Barack Obama, para limitar los sueldos de los directivos de las grandes compañías, especialmente de aquellas que han recibido dinero público.

Además, este jueves el Departamento del Tesoro estadounidense anunció que cubrirá sin límites hasta finales del 2012 cualquier pérdida de las dos compañías, eliminando el tope de US$400.000 millones establecido por Washington con anterioridad.

Contenido relacionado

En otros sitios BBC

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.