Allanan casas de cambio en Venezuela

Un corredor de bolsa en Venezuela observa la jornada bursátil
Image caption En Venezuela hay un control de cambio desde 2003.

La policía en Venezuela allanó los locales de tres presuntas casas de cambio clandestinas ubicadas en la capital, Caracas, como parte de una nueva campaña a nivel nacional anunciada por el presidente Hugo Chávez.

Desde 2003, en Venezuela existe un estricto control de divisas, pero algunas personas han quebrantado la ley mediante la compra de dólares y euros en el mercado paralelo.

El viernes, el presidente Chávez ordenó el arresto de los implicados en la venta de monedas extranjeras de manera ilegal.

La medida se produce al tiempo que la moneda venezolana, el bolívar, se ha devaluado 25% frente al dólar estadounidense, informó la agencia de noticias Reuters.

La debilidad del bolívar ha aumentado el costo de los productos adquiridos por los venezolanos.

La inflación en Venezuela superó el 11% durante los primeros cuatro meses del año, por encima de las inflaciones anualizadas de la mayoría de los países latinoamericanos.

Reforma

Según informó la corresponsal de BBC Mundo en Caracas, Yolanda Valery, el jueves la Asamblea Nacional de Venezuela le dio aprobación definitiva a una reforma legal que regula el mercado paralelo de dólares o el llamado "dólar permuta", que funciona fuera del marco del control de cambio, implementado en 2003.

Lea: Venezuela aprueba restricción a mercado de dólares

Valery dijo que el Banco Central de Venezuela (BCV) tendrá ahora en sus manos todas las operaciones cambiarias legales. Autorizará o negará la compra-venta de divisas, montos, máximos anuales y tasas, todos aspectos que no estarán claros hasta que el organismo elabore la reglamentación correspondiente.

El oficialismo sostiene que el instrumento jurídico permitirá acabar con operaciones que estaban empujando el precio del dólar paralelo muy por encima de los niveles deseados por el gobierno, agregó Valery.

A través del mercado de permuta, individuos u organizaciones interesados en adquirir dólares intercambiaban títulos o bonos en bolívares por otros en dólares, con la mediación de una casa de bolsa. Se trataba de transacciones legales, pero realizadas entre privados, sin intervención o supervisión estatal.

La tasa se fijaba por mecanismos de oferta y demanda, pero el gobierno sostiene que se encontraba distorsionada por causa de quienes se aprovechan del sistema para obtener ganancias desmedidas.

Valery afirmó que los críticos temen que la reforma de la ley cierre la "válvula de escape" que una economía sedienta de dólares encontraba en un país escaso de divisas.

"Se va a generar un mercado negro de dólar que no va a poder ser controlado por esta legislación", advirtió el diputado de oposición Juan José Molina.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.