Esperando a Obama

Algunos políticos creen que la visita a México del presidente estadounidense, Barak Obama, ayudará a "limpiar" la imagen de México como un supuesto Estado fallido que está sumido en el caos por la violencia asociada a los carteles de la droga.

Image caption Obama apoyó a McCain, pero quiere dialogar con Obama.

Otros creen que es una oportunidad para salir del conflicto bilateral en el que se encuentran ambas naciones por la llamada "crisis de los camiones", que provocó una guerra arancelaria por parte de México contra su vecino.

Incluso hay quienes ven la cita como una oportunidad clave para que finalmente salga adelante la reforma migratoria en Estados Unidos, dando respuesta a la situación en la que viven cerca de 12 millones de inmigrantes indocumentados.

Pero en lo que coinciden los distintos sectores políticos mexicanos es que la visita de Obama es una oportunidad histórica para mejorar las relaciones bilaterales.

Así las cosas, todo indica que Obama será recibido con alfombra roja por los mexicanos, en la primera visita que realiza el mandatario estadounidense a un país latinoamericano.

Lea: Obama reabre debate migratorio

"Sarta de estupideces"

Luis Alberto Villarroel, presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores de América del Norte del Senado, dijo que la visita de Obama permitirá revertir la imagen negativa que se ha creado de México.

Image caption El narcotráfico y la violencia preocupan a EE.UU.

"Obama es más inteligente que quienes escriben esa sarta de estupideces", dijo el senador oficialista, refiriéndose a los informes de las agencias de inteligencia estadounidenses que han calificado a México como un Estado fallido.

Por su parte el coordinador de los diputados del Partido Revolucionario Institucional (PRI), Emilio Gamboa Patrón, dijo que ambos países "están pasando por un momento difícil, por lo que hay que recurrir a los canales diplomáticos".

En tanto el opositor Partido de la Revolución Democrática (PRD) consideró la visita como una buena señal.

Cuauhtémoc Cárdenas, líder histórico de la agrupación, declaró que la visita permitirá mejorar las relaciones y superar la actual crisis.

Desde su punto de vista el tema clave del encuentro será la seguridad, opinión compartida por la mayoría de los políticos mexicanos.

Lea: Obama viaja a México

Narcotráfico, al centro de la agenda

"Obama cuenta con la simpatía de la mayoría de los mexicanos. Esta visita va a ser interpretada como una señal de apoyo, como un espaldarazo a Calderón", dijo el analista Jorge Chabat, en conversación con BBC Mundo.

Según el experto en política internacional, la gira del mandatario estadounidense refleja la preocupación de ese país por la violencia que genera el narcotráfico, que ha dejado 7.200 víctimas fatales desde enero de 2008 a la fecha.

Image caption La "crisis de los camiones" provocó una guerra arancelaria.

"La seguridad es el tema de fondo, pero el tema comercial no es menor. A Washington le preocupa que la relación se vaya a deteriorar" por el aumento de aranceles decretado por México a raíz de las limitaciones fronterizas impuestas por el país vecino a los transportistas de carga mexicanos.

Para María Cristina Rosas, investigadora de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), esta es una oportunidad para que Calderón ratifique su apoyo a Obama.

"La relación quedó resentida luego que Calderón diera su apoyo a McCain, por eso ahora tiene la ocasión de superar ese conflicto", le dijo a BBC Mundo.

Rosas planteó que los temas de la agenda van a incluir la próxima cumbre del G20 y las posibles soluciones a la crisis económica internacional, el alza de tarifas por el conflicto de los camiones y la seguridad en ambos lados de la frontera.

EE.UU. y México cocinan "nuevo trato"

Corrupción y tráfico de armas

Y tal parece que la diplomacia estadounidense le está dando bastante importancia a la relación con México.

No por nada viene la secretaria de Estado, Hilary Clinton, la próxima semana, para tratar temas similares a los que después conversarán Obama con su homólogo.

Muchos a este lado consideran que la Iniciativa Mérida, el plan estadounidense de ayuda financiera y tecnológica para combatir a los carteles de la droga, es insuficiente.

Y en este sentido, esperan que Washington tome una actitud más decidida en lo que se refiere al tráfico de armas y la investigación tanto de las bandas criminales, como de las autoridades que les permiten operar en territorio estadounidense.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.