Tokio se escuda de Corea del Norte

"Mapa de peligro", según Japón, EE.UU. y Corea del Sur
Image caption "El mapa del peligro" en el que basan Corea del Sur, Japón y EE.UU. sus temores.

El ministro de Defensa de Japón ordenó que el despliegue del escudo interceptor de misiles para proteger al país de los despojos que caerían si sale mal el lanzamiento de un cohete norcoreano.

Pyongyang anunció que pondrá un satélite en órbita entre el 4 y el 8 de abril que, aseguró, será para comunicaciones y forma parte de su programa espacial que es estrictamente pacífico.

Japón, Corea del Sur y Estados Unidos sospechan que la intención real es poner a prueba un misil balístico con la posible capacidad de alcanzar Alaska.

Washington advirtió que cualquier lanzamiento será considerado como provocativo y violaría la resolución del Consejo de Seguridad de la ONU.

"Nuestra meta sigue siendo una Corea del Norte sin armas nucleares y esperamos que nuestros aliados se aseguren de que eso sea realidad", dijo el vocero de la Casa Blanca, Robert Gibbs.

Por primera vez

El corresponsal de la BBC en Tokio, Roland Buerk, indicó que es la primera vez que Japón activa su escudo de defensa contra misiles.

Image caption Foto satelital de área de Corea del Norte donde Washington cree que producen y lanzan misiles.

El ejército japonés ubicará los interceptores de misiles Patriot en el norte del país así como buques de guerra en esa costa.

Las órdenes son disparar contra cualquier despojo o contra un misil si está por aterrizar en suelo japonés.

Según los planes de Pyongyang, la trayectoria del satélite que se propone lanzar lo llevaría sobre Japón, y el primer cohete acelerador caería en el mar hacia el oeste mientras que el segundo, en el Océano Pacífico en el este.

Tokio no haría nada si todo ocurre como está planeado.

En cualquier caso, el titular de Defensa japonés, Yasukazu Hamada, dejó clara su displicencia.

"Un satélite o un misil... nos disgusta cualquier cosa que vuele sobre nuestro territorio y tal acción tiene que suspenderse. El gobierno tendrá que lidiar con las consecuencias apropiadamente".

Para Tim Beal, profesor de la Universidad de Victoria en Nueva Zelanda y autor del libro "Corea del Norte, la lucha contra el imperio estadounidense", la respuesta de Tokio es exagerada.

"Esto es típico de la política japonesa, en el sentido de que es una reacción teatral y dramática. Se trata simplemente del lanzamiento de un satélite norcoreano", le dijo a la BBC.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.