OTAN: diferencias opacan aniversario

Anders Fogh Rasmussen
Image caption El primer ministro de Dinamarca genera polémica entre los países miembros de la OTAN.

Afganistán y la falta de consenso sobre quién será el futuro secretario general dominan la agenda de los líderes de la Organización del Atlántico Norte (OTAN) reunidos en Francia para celebrar los 60 años del grupo.

Este viernes, el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, pidió un mejor manejo de los recursos de la organización en territorio afgano, alegando que la organización extremista al-Qaeda es una amenaza mayor para Europa que para su país.

Obama desea que las naciones europeas aporten más tropas y más fondos para luchar contra la red de Osama bin Laden pero hasta ahora no ha obtenido la respuesta que busca.

Mientras tanto, los líderes de la OTAN no han podido ponerse de acuerdo sobre quién será el próximo secretario general, el cargo civil de mayor jerarquía dentro de esa entidad.

La mayoría de los aliados apoyan con determinación al primer ministro de Dinamarca, Anders Fogh Rasmussen. Sin embargo, un país miembro, Turquía, se ha mostrado renuente a respaldarlo.

El recuerdo de las caricaturas

Image caption El presidente Obama quiere más tropas de la OTAN en Afganistán.

Ankara tiene entre sus reparos el hecho de que un canal de televisión que se solidariza con los kurdos transmite desde suelo danés.

Pero no es el único reparo. Rasmussen no es percibido en algunos sectores como una figura que comprenda las inquietudes de los países islámicos.

En 2006 despertó la ira de varios musulmanes, después de que se declarara a favor de la libertad de expresión durante el escándalo que se desató por la publicación de caricaturas del profeta Mahoma en un periódico danés.

Como explica el enviado especial de la BBC, Jonathan Marcus, las discrepancias en torno a quien asumirá la secretaria general es un inicio un tanto vergonzoso del encuentro. Sin embargo, los líderes parecen empeñados impedir que las diferencias eclipsen el objetivo de posicionar a la OTAN en el siglo XXI.

La canciller alemana, Angela Merkel, dijo que los mandatarios debieron haber nombrado a Rasmussen en la cena de gala con que se le dio inicio a la cumbre.

"Ya sea que lleguemos a un consenso o no, las discusiones continuarán", dijo un vocero de la OTAN.

En otros temas, como la mejora de los lazos con Rusia y la renovación de la perspectiva estratégica de la organización, se han visto avances.

Hay expectativas de que se produzca, el próximo mes, una reunión ministerial entre la OTAN y Rusia. Sin embargo, la prioridad de la reunión es todavía la revitalización de la relación trasatlántica.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.