Dieta parlamentaria indigna a británicos

Gordon Brown
Image caption El primer ministro se ha comprometido a reformar el sistema.

Nuevas revelaciones sobre lo que cobran los parlamentarios británicos en subvenciones coronan una semana de dificultades para el primer ministro Gordon Brown.

En el último mes, el electorado en el Reino Unido se ha estado enterando del tipo de reclamos que hacen sus representantes en torno a sus viáticos y retribuciones que les autoriza el reglamento como parte del cargo que ocupan.

Han quedado expuestas prácticas comunes como la de declarar hasta dos y tres viviendas como residencias secundarias, reclamar por automóviles que conducen otros familiares y pagar por artículos de uso personal con dinero de las arcas públicas.

Retretes y pañales

El golpe de gracia parece haberlo dado el diario británico Daily Telegraph, que publica en su matutino de este viernes una extensa lista de las demandas de gastos registradas por los parlamentarios de todos los partidos.

Image caption El diario publicó los detalles de los gastos de parlamentarios en el gobierno.

Algunos reclamos incluyen la instalación de saunas, baños de lujo y hasta sillas de retrete y pañales.

El propio primer ministro se ha visto obligado a justificar lo que ha declarado. Se supo que Gordon Brown le pagó a su hermano casi US$10.000 por servicios de limpieza y que había declarado dos veces el gasto por un trabajo de plomería.

En un comunicado, el despacho del mandatario explicó que el pago a su hermano era un reembolso por un empleado que ambos compartían, mientras que aseguró haber devuelto el dinero de la segunda cuenta de plomería.

Todos en la mira

La corresponsal de la BBC Naomi Grimley dice que hay un sentimiento de ira generalizado entre el público.

Algunos parlamentarios en el gobierno están molestos de que los detalles de los gastos se hayan revelado antes de su publicación en julio y responsabilizan al diario - que es de oposición conservadora - de imprimir una historia políticamente motivada.

Sin embargo, no es solamente el gobierno quien está en la mira. Todos los partidos políticos están preparándose para más revelaciones.

Nuestra corresponsal afirma que es posible que algunos parlamentarios de menor rango tengan que renunciar.

El Parlamento aprobó la semana pasada cambios a algunos tipos de gastos, pero el primer ministro Brown ha dicho que el sistema de subvenciones no funciona y tenía que ser transformado.

No obstante, esa postura no ampara a Brown de los golpes que ha sufrido en los últimos días. Al escándalo de las subvenciones se añade la derrota del gobierno en una votación sobre un tema migratorio y la crítica pública que una miembro de su propio gabinete hizo del gobierno laborista.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.