Última actualización: martes, 2 de junio de 2009 - 12:19 GMT

Palabras antes de "gran discurso"

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, y el presidente palestino, Mahmoud Abbas, en la Casa Blanca

Obama quiere dar un vuelco a las relaciones de su país con el mundo árabe y musulmán.

La entrevista que el presidente de Estados Unidos, Barack Obama concedió a la BBC antes de emprender su gira por Arabia Saudita y Egipto destaca la relevancia que tiene la problemática de Medio Oriente en su política exterior.

Obama reafirma "valores" de EE.UU.

Con el discurso clave que pronunciará en El Cairo este jueves, el mandatario espera reforzar la influencia de su país tanto en el mundo árabe como en el musulmán.

Pero, ¿cuáles son las oportunidades de que eso ocurra?

Obama quiere darle un vuelco a las relaciones de Washington con los países árabes.

Durante el gobierno de su antecesor, George W. Bush, la influencia de la Casa Blanca en esas naciones se desplomó. Ahora, sin embargo, las encuestas sugieren que Obama tiene una oportunidad para transformar esa situación.

No obstante, en un principio, el avance podría ser limitado: los árabes desean acciones y no sólo palabras.

Opine: Obama en Medio Oriente

La posición firme de Washington a favor de congelar la construcción de asentamientos israelíes en Cisjordania es un buen comienzo.

Pero las encuestas sugieren que es Irak el tema que más repercute en la percepción que tienen los árabes de los estadounidenses.

¿Punto de cambio?

La política de la Casa Blanca con respecto a Medio Oriente ofrece nuevas oportunidades a la vez que se enfrenta a nuevos retos.

Se espera que en su discurso en El Cairo Obama ofrezca más detalles de su nueva aproximación a esa parte del mundo.

El énfasis de Obama en vincular varios de los problemas de esa región -como la disputa entre israelíes y palestinos, el aumento de la influencia de Irán, el tema sirio y el futuro de Irak- es visto con curiosidad por parte de muchos analistas.

Esto se debe a que quizás la mejor manera de lidiar con todas esas problemáticas no es tratándolas de igual manera.

Todavía queda por ver cómo sintonizan Obama y los israelíes.

También queda por preguntarse qué espera el mandatario de los árabes, no sólo en términos de concesiones a Israel sino en cuanto al avance de la democracia y del desarrollo en sus propias sociedades.

Para muchos observadores, el discurso de Obama de este jueves podría marcar un viraje en la política exterior estadounidense.

¿Una exageración? Quizás.

Lo cierto es que el discurso podría ser el más importante sobre política exterior pronunciado por Barack Obama en su corta pero agitada presidencia.

Para reproducir este material debe tener activado Java Script, así como tener instalada la última versión de Flash Player.

Descargue la versión más reciente de Flash Player aquí

Reproduzca el contenido en Real Player o Windows Media

Vea fragmento de la entrevista.

BBC navigation

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.