Claves de las elecciones en Irán

Mehdi Karroubi y Mahmoud Ahmadinejad
Image caption Mehdi Karroubi y Mahmoud Ahmadinejad, listos para la contienda.

Los iraníes acuden a las urnas el 12 de junio para elegir un nuevo presidente. Los votantes deberán decidir entre el presidente que actualmente ocupa el cargo -el conservador Mahmoud Ahmadinejad- y candidatos de línea más moderada.

En el pasado, el presidente en funciones siempre ha logrado gobernar por un segundo término. Sin embargo, el comportamiento del electorado en Irán es difícil de predecir y en este caso, Ahmadinejad no tiene un triunfo asegurado.

En caso de que no haya un claro ganador el viernes se irá a una segunda ronda el 19 de junio.

¿Cuánto poder tiene el presidente en Irán?

El presidente es el jefe del gobierno y en teoría, el segundo hombre más poderoso del país después del jefe de Estado, el líder supremo ayatolá Alí Jamenei. Pero dada la complejidad de la estructura de poder en Irán, en la que se combinan democracia y teocracia, su poder es limitado.

El líder supremo, por ejemplo, tiene el control sobre las fuerzas armadas y sobre puestos clave como es la dirección de la televisión y la radio estatal.

El presidente es el responsable de implementar la Constitución y también del día a día de los asuntos internos y de política exterior, entre los que se incluye el tema del presupuesto.

No obstante, toda la legislación debe ser aprobada por el Consejo de Guardianes, un órgano constitucional no elegido que se ocupa de verificar que las nuevas leyes sean compatibles tanto con la Constitución como con la Ley Islámica.

¿Cómo funciona el sistema electoral?

El presidente es elegido cada cuatro años por voto popular y su mandato puede extenderse por un máximo de dos términos consecutivos o tres términos no consecutivos.

La elección se gana con mayoría absoluta. Si ninguno de los candidatos la logra en la primera ronda, se lleva a cabo una segunda.

Sólo los dos candidatos que recibieron el mayor número de votos en la primera ronda pasan a la segunda, donde gana el que obtiene más votos.

Por lo general los resultados se anuncian en 24 horas, pero el Consejo de Guardianes tiene hasta 10 días para confirmar la validez del voto.

¿Quién se encarga el proceso electoral?

El Ministro del Interior es el responsable de organizar las elecciones y el conteo de los votos, pero el Consejo de Guardianes asume la supervisión del proceso.

Ambos cuerpos tienen el derecho de enviar observadores a los centros de votación y también se permite el acceso de representantes de agrupaciones y candidatos políticos para supervisar el proceso.

¿Quien puede convertirse en candidato?

La Constitución establece que los candidatos pueden ser tanto personalidades políticas como religiosas. Deben tener aptitudes administrativas, ser confiables y piadosos y deben creer en los principios fundamentales de la República Islámica.

El Consejo de Guardianes puede vetar y descalificar a cualquiera que, desde su punto de vista, no cumpla con los requisitos constitucionales. Los candidatos vetados tiene derecho a apelar, aunque este proceso es complejo.

En esta elección se registraron 475 individuos. Todos fueron vetados menos cuatro.

La mayoría eran personas desconocidas a las que la prensa acusa de haberse postulado sin una motivación seria, pero el Consejo de Guardianes también vetó a una serie de políticos medianamente conocidos.

¿Quienes son los candidatos?

Los conservadores

Mahmoud Ahmadinejad: es el presidente de Irán desde 2005. Antes de asumir la presidencia, ocupaba el cargo de alcalde de Teherán. Ahmadinejad es un político de línea dura que se opone al desarrollo o a las reformas de las instituciones políticas del país. Su actitud hacia Occidente es hostil. Pese a la presión internacional se ha mantenido firme en defender el enriquecimiento de uranio como parte del programa nuclear de Teherán.

Gracias al alto precio del petróleo, el presidente ha invertido extensas sumas de dinero para consolidar su posición entre la gente desencantada de la ciudad y la población rural.

Image caption Mohsen Reza ha criticado duramente el estilo de Ahmadinejad.

Mohsen Reza: este ex comandante en jefe de los Cuerpos de la Guardia de la Revolución Islámica es secretario del Consejo de Conveniencia, un órgano de consulta para el líder espiritual, con el poder de decisión final en arbitrajes por disputas entre el Parlamento y el Consejo de Guardianes.

Es considerado un pragmático y un aliado del poderoso político de centro Akbar Rafsanjani. Reza ha criticado duramente el estilo de Ahmadinejad y ha instado a la formación de una coalición de gobierno conformada tanto por conservadores como por reformistas.

Reza ha prometido mejorar la situación económica del país promoviendo la privatización y aumentando la inversión extranjera.

Los reformistas

Image caption Mir Hossein Mousavi permaneció por varios años alejado de la política.

Mir Hossein Mousavi: Este ex primer ministro se ha mantenido fuera de la politica por varios años. Ahora se presenta a las elecciones con una plataforma en favor de la reforma aunque también defiende valores conservadores.

Él cuenta con el respaldo de varios partidos reformistas, pero no ha logrado atraer el apoyo de los principales grupos conservadores.

Hay quienes dicen que su intención es asumir el papel de un político conciliador, que intenta revivir la idea de la responsabilidad social y la ética. En política exterior no parece ofrecer mayores cambios en los principales temas.

Mehdi Karroubi: este religioso de 72 años de edad se desempeñó como parlamentario por 16 años y fue durante dos períodos presidente del parlamento. Actualmente es el líder de la Partido Confianza Nacional y se ubica en el centro del espectro político con una agenda en favor de la reforma.

Muchos lo ven como un sobreviviente político que busca una estrategia de reforma gradual. Él ofrece un clima político más tolerante a nivel interno y una política exterior menos agresiva.

¿Quién ganará?

En Irán no es fácil obtener estadísticas y la mayoría de los sondeos que realizan los medios son tendenciosos o están manipulados en favor de los objetivos de alguna campaña política.

Sin embargo, se puede decir que Ahmadinejad está bien posicionado dado que el equilibrio del poder poítico está en su favor. Parece además contar con el apoyo del líder supremo.

Pero, los reformistas creen que si son muchos los que acuden a las urnas este hecho jugará en su favor.

¿Cuáles son los temas en estas elecciones?

La retórica de las campañas y las encuestas indican que la economía es el tema que más preocupa a los iraníes. La recesión global, la caída en los precios del petróleo, el gasto excesivo del gobierno y el elevado índice de inflación y desempleo también preocupan a la población.

La utilización del dinero que proviene del petróleo ha sido un tema muy debatido.

Las libertades civiles, en particular los derechos de las mujeres y la libertad de prensa han quedado opacados por la preocupación ante la situación económica, pero continúa formando parte de la agenda y se consideran temas de peso a la hora de movilizar activistas reformistas y a los votantes de clase media.

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.