Morales: “Obama mintió a Latinoamérica”

Evo Morales, presidente de Bolivia.
Image caption Morales durante la conferencia de prensa en La Paz donde llamó "gendarme" a Obama.

Por primera vez en lo que va del gobierno de Barack Obama, las relaciones entre Bolivia y Estados Unidos están en tensión debido a que el mandatario estadounidense canceló las preferencias arancelarias andinas (ATPDEA) a Bolivia.

El presidente boliviano, Evo Morales, se declaró decepcionado de Obama en quien había puesto sus esperanzas para que las relaciones entre ambos países se normalizaran, después de 10 meses de crisis bilateral.

Morales calificó a Obama de “un patrón” y “un gendarme” y lo acusó de mentir a Latinoamérica.

“En EE.UU. ha cambiado la fisonomía de los gobernantes, pero no ha cambiado las políticas del imperio y cuando (Barack Obama) nos decía en Trinidad y Tobago que no hay socios mayores ni socios menores, el presidente Obama mintió a Latinoamérica”, dijo Morales en una declaración en el Palacio de Gobierno.

Continuó diciendo que “ahora no solamente hay un socio mayor, hay un patrón que observa al Constitución Política del Estado de Bolivia, hay un patrón, hay un gendarme que cuestiona la nacionalización (de los hidrocarburos de Bolivia)”.

Fue una decisión de Bush

En diciembre del año pasado, el entonces presidente de EE.UU., George W. Bush, canceló las preferencias arancelarias que la Casa Blanca otorga a los países andinos a cambio de su lucha contra el narcotráfico.

Tomó esa decisión después de que Morales expulsara al embajador de EE.UU., Philip Goldberg, y a los funcionarios de la DEA.

Este martes, Obama ratificó esa decisión y mantuvo la suspensión del ATPDEA para Bolivia y amplió el beneficio a Ecuador por seis meses.

Esa decisión causó desazón entre los empresarios, quienes creen que repercutirá en la pérdida de empleo y en la caída de las exportaciones.

“Puras calumnias”

Morales dijo estar decepcionado “porque son puras calumnias, mentiras, falsas acusaciones del gobierno de Obama contra el gobierno de Bolivia”.

Se refirió de esa manera a los argumentos que habría esgrimido Obama para mantener la suspensión del ATPDEA. Morales dijo que Obama observó un artículo de la nueva Constitución boliviana sobre la propiedad privada, que puso reparos a la nacionalización de los hidrocarburos y a la decisión de Bolivia de abandonar el CIADI, el organismo internacional de arreglo de controversias.

Pero, la observación más severa tiene que ver con la decisión de Morales de expulsar a los funcionarios de la DEA en noviembre del año pasado.

El Mandatario dijo que la DEA tenía su base regional en Bolivia y que, junto a la CIA, “conspiraban contra los gobiernos de la región”.

El precio de la dignidad

El presidente de los exportadores de La Paz, Guillermo Pou Mont, dijo a BBC Mundo que es necesario “reencaminar las relaciones con EEUU” porque antes de la suspensión del ATPDEA se exportaban 63 millones de dólares a ese país y “ahora ya no se va a poder exportar”.

Pou Mont considera que “hay que seguir peleado” para recuperar el mercado de Estados Unidos, aunque ya no se llame ATPDEA.

En cambio, Morales dijo que las ventas del ATPDEA sólo significaban 25 millones de dólares anuales y que ese no es el precio de la dignidad.

“La dignidad de los bolivianos no cuesta 25 millones de dólares”, dijo Morales.

Bolivia y EEUU habían iniciado el diálogo bilateral con la finalidad de normalizar sus relaciones, pero este nuevo incidente devuelve la tensión a ambos países.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.