Obama en su primera gran prueba diplomática

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, llegó este lunes a Moscú para cumplir lo que los analistas ven como su primera gran prueba diplomática.

Image caption Obama estará dos días en Moscú para conversar sobre tres temas que interesan a ambas partes.

El mandatario estadounidense mantendrá conversaciones con su contraparte ruso, Dmitry Medvedev, con el objetivo principal de recortar de armamento nuclear de los dos países. Sin embargo, otros temas flotan en el ambiente, como el controvertido escudo antimisiles que EE.UU. quiere instalar en Polonia.

Éste y otros temas llevaron a que las relaciones de Rusia con la administración de George W. Bush -predecesor de Obama- llegaran a su punto más bajo desde la Guerra Fría.

Por eso -indica Jonathan Marcus, enviado especial de la BBC a Moscú- "hay un amplio margen para la mejora".

Funcionarios de ambos lados fueron citados diciendo que se alcanzó un acuerdo en el tema nuclear, a pesar de que Rusia sostiene que no es el definitivo.

Negociaciones

Los dos mandatarios indicaron que quieren hacer recortes significativos, posiblemente permitiendo hasta un máximo de 1.500 ojivas nucleares para cada país. El nivel actual es de 6.000 cabezas.

Las negociaciones buscan delinear un acuerdo que reemplace al Tratado de Reducción de Armas Estratégicas (START 1, por sus siglas en inglés).

El START 1, firmado por Estados Unidos y la extinta Unión Soviética en 1991, vence en diciembre de este año.

El coordinador de la Casa Blanca en asuntos de armas de destrucción masiva, Gary Samore, descartó que se vaya a lograr un acuerdo definitivo esta semana para renovar el START, pero señaló que se hizo un "anuncio que indica cierto progreso hacia la consecución de ese objetivo".

Por otro lado, Rusia ha estado presionando a Obama para que abandone su plan de construir un escudo nuclear en Europa oriental.

El presidente ruso declaró este domingo, en una entrevista concedida a un medio italiano, que el plan antimisiles pone a "un país nuclear muy prominente como Rusia... en una situación muy difícil".

Prueba diplomática

Asuntos regionales como Afganistán, Irán y la seguridad en Europa también están en la agenda.

Estados Unidos confía en obtener la aprobación de Moscú para volar sobre el espacio aéreo ruso transportando tropas y cargamento militar hacia Afganistán.

Durante la visita de dos días, Obama también mantendrá conversaciones el martes con el actual primer ministro y ex presidente ruso, Valdimir Putin, quien, para muchos analistas, sigue manejando los hilos del gobierno.

Ambos países han dejado en claro su deseo de mejorar, o de empezar de nuevo, sus relaciones.

Jonathan Marcus dice desde Moscú que esto no va a ser fácil, considerando la idea de lo que es el interés nacional que cada uno lleva a la mesa de negociaciones.

"Rusia será la primera gran prueba para las habilidades diplomáticas del presidente Obama", observa Marcus.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.