Mousavi listo para reaparecer en Irán

Una mujer se toma una foto junto a un cartel de Hossein Mousavi
Image caption Mousavi reapacerá en público después de varias semanas

Hossein Mousavi, el derrotado candidato de la elección presidencial iraní, anunció que reaparecerá en público este viernes tras varias semanas de ausencia, como una muestra de solidaridad con sus simpatizantes.

En un mensaje publicado en su sitio web, Mousavi aseguró que asistirá a las tradicionales ceremonias de oración islámica del viernes en la Universidad de Teherán, en respuesta a una invitación de quienes "buscan defender los derechos políticos de los iraníes".

El sermón de la ceremonia a la que asistirá el candidato, será pronunciado por el ex presidente Akbar Hashemi Rafsanjani, un crítico del actual mandatario Mahmoud Ahamadinejad.

Otro de los candidatos derrotados, Mehdi Karroubi, dijo que también asistirá a la universidad.

Reaparición significativa

La reaparición pública de Mousavi es significativa ya que, junto con sus seguidores, asegura que hubo fraude en las elecciones del 12 de junio.

Según un sitio web reformista de Irán, el candidato prometió que no permitirá que la muerte de decenas de personas durante protestas post electorales haya sido en vano.

Hasta ahora no es claro si los seguidores de Mousavi lograrán reunir a una gran cantidad de personas en la plaza de Enghelab -en los alrededores de la universidad-, donde ocurrieron la mayoría de protestas tras los comicios.

El líder más importante del país, el Ayatollah Ali Khamenei, reconoció la victoria electoral de Ahmadinejad y llamó a poner fin a las protestas durante un sermón pronunciado, precisamente, en la misma Universidad.

Ahmadinejad ausente

Image caption Algunos analistas y medios temen que haya confrontaciones entre los simpatizantes de Mousavi y Ahmadinejad.

Por su parte, el presidente Ahmadinejad estará ausente de las oraciones en la capital dado que este jueves inicia una visita a la ciudad de Mashhad, en el noreste del país, en el que se constituye en su primer viaje al interior de Irán desde la elección de junio.

Sin embargo, los analistas aseguran que eso no garantiza que no habrá confrontaciones en las ceremonias entre quienes apoyan a Mousavi y quienes respaldan al presidente.

Algunos medios de comunicación en Irán -con tendencia pro gubernamental- advirtieron de la posibilidad de "provocaciones" durante las ceremonias del viernes.

Un periódico llamó a los fieles a "no dejarse engañar y rechazar a aquellos que intenten difundir mensajes de división".

EE.UU. espera

La tensión política regresa al escenario en momentos en que el frente internacional tampoco parece tranquilo.

Hace unos días la secretaria de Estado estadounidense, Hillary Clinton, llamó a Teherán a responder pronto la oferta de diálogo ofrecida por el mandatario de Estados Unidos, Barack Obama.

"Ni el presidente ni yo nos hacemos ilusiones de que el diálogo directo con la República Islámica garantice el éxito, y ciertamente las perspectivas a futuro han cambiado en vistas de lo ocurrido en las semanas posteriores a los comicios", dijo Clinton.

"Pero también entendemos la importancia de ofrecer la posibilidad de que Irán se comprometa, y de darle a sus líderes una opción clara: o se unen a la comunidad internacional como un miembro responsable o siguen rumbo al aislamiento".

"Seguimos dispuestos a entablar relaciones con Irán, pero hay que actuar ahora. La puerta no estará abierta en forma indefinida", agregó la secretaria de Estado.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.