Resquicio de luz en las cárceles secretas

Alambre de espino en Guantánamo
Image caption El ejército de EEUU informará a la Cruz Roja sobre la identidad de decenas de detenidos en cárceles secretas.

El ejército estadounidense deberá comenzar a informar a la Cruz Roja sobre la identidad de los detenidos en cárceles secretas en Irak y Afganistán, según trascendió en la prensa de EE.UU.

De acuerdo al periódico The New York Times, fuentes militares dan cuenta de un cambio de procedimiento del Pentágono en relación a sus bases de operaciones especiales en Irak y Afganistán.

A partir de ahora, el Ejército está obligado a notificar a la Cruz Roja la identidad de todos los reclusos sospechosos de terrorismo que permanecen en esas bases.

Hasta ahora el ejército estadounidense podía mantener a un sospechoso en reclusión durante dos semanas, pero en la práctica, este período solía extenderse bastante más, según relata Sarah Rainsford de BBC.

Por su parte, el Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) dijo que no hará comentarios sobre esta noticia, aduciendo que las discusiones sobre este tema son siempre confidenciales.

Consultado por Rainsford, un vocero de CICR en Ginebra aclaró que la Cruz Roja ha venido reclamando el acceso a los prisioneros desde hace años, y que las cárceles secretas contravienen las leyes internacionales.

Más transparencia

Image caption En la base estadounidense de Bagram, Afganistán, se mantiene a un número sin precisar de prisioneros.

Se calcula que decenas de prisioneros son mantenidos en los llamados "centros de evaluación temporal" por las fuerzas especiales estadounidenses en las bases de Balad, en Irak, y Bagram, en Afganistán.

El Pentágono había dicho con anterioridad que el hecho de informar sobre sus identidades podía poner en peligro los esfuerzos en la lucha contra el terrorismo.

De ser confirmada, la nueva política puede considerarse una señal de la transparecia que el gobierno de Obama busca en relación a las cuestionadas prácticas de detención e interrogación de las fuerzas estadounidenses, además de una victoria de los organismos de Derechos Humanos.

Entre tanto, se espera que la próxima semana se hagan públicas las conclusiones de una investigación interna de la CIA con detalles del tratamiento que se da a los detenidos en las cárceles secretas.

Como añade la periodista de BBC, el informe describe el abuso físico y psicológico al que son sometidos los prisioneros, que incluye prácticas ilegales como las ejecuciones simuladas para amedrentar a los sospechosos durante los interrogatorios.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.