Última actualización: viernes, 28 de agosto de 2009 - 10:05 GMT

Reapareció niña secuestrada en 1991

Para reproducir este material debe tener activado Java Script, así como tener instalada la última versión de Flash Player.

Reproduzca el contenido en Real Player o Windows Media

El 11 de junio de 1991, Jaycee Lee Dugard, una niña de 11 años, fue raptada en las inmediaciones del lago Tahoe, en Estados Unidos, cuando se dirigía a tomar el autobús escolar. Este jueves, más de 18 años después, su presunto secuestrador la entregó a la policía en California.

Todo indica que la mayor parte de este tiempo Jaycee permaneció cautiva en el patio trasero de una casa y tuvo dos hijas supuestamente fruto de la relación forzosa con su secuestrador.

En 1991, el caso causó un gran revuelo en todo el país, similar al que se produjo tras la desaparición de la niña inglesa Madeleine McCann en Portugal hace un par de años.

Cerca de 18 años más tarde, y sin que en ese periodo se encontrara ningún rastro de ella, muchos pensaban que Jaycee había muerto.

"Ahora se descubrió que fue obligada vivir en una caseta escondida en el patio trasero de la casa de Philip Garrido, a quien la policía acusa de haber raptado a la niña y de haber tenido dos hijas con ella. La mayor de ellas tiene ahora 15 años y nació cuando Jaycee tenía sólo 14", apuntó desde Antioch, el pueblo en que apareció Jaycee, el reportero de la BBC Rajesh Mirchandani.

Destapan el caso

El caso se destapó cuando Philip Garrido intentó entrar en el campus de la Universidad de Berkeley para repartir folletos de información religiosa acompañado por dos niñas.

Jaycee Lee Dugard de niña.

Jaycee Lee Dugard tenía 11 años cuando fue raptada cerca de su casa.

Este hecho levantó las sospechas de la policía ya que Garrido, que ya había sido condenado por abusos sexuales y secuestro en 1971, tenía expresamente prohibido relacionarse con menores.

Citado a declarar, Garrido se presentó en la comisaría acompañado por su esposa. Junto a ellos acudieron dos niñas y otra mujer a la que llamaban "Alissa".

Durante el interrogatorio, Garrido desveló la verdadera identidad de "Alissa", a quien identificó como Jaycee Lee Dugard. Las dos niñas, reconoció, fueron fruto de su relación con ella.

Aunque la policía todavía está llevando a cabo los tests de ADN que confirmen la identidad de Jaycee, la joven de 29 años ya se reunió con su madre.

Años de cutiverio

Phillip Garrido.

Philip Garrido, presunto secuestrador, estaba registrado como un abusador sexual.

En estos momentos, tanto Philip Garrido como su esposa Nancy permanecen detenidos.

Un hecho sorprendente es que, a lo largo de todos estos años, nadie, ni siquiera los funcionarios encargados de supervisar la libertad condicional de Garrido, hubieran visto nunca a Jaycee y sus hijas, ni nadie se hubiera percatado de las construcciones ocultas que había en el patio trasero de la casa de los Garrido.

"La casa ocupa una parcela grande en la ciudad de Antioch, en las inmediaciones de San Francisco. En el jardín trasero parece que hay árboles grandes. Anoche, la policía registró la propiedad hasta altas horas de la noche y vi cómo retiraban un coche", informó Mirchandani.

Según la policía, ese auto -que también estaba aparcado en el jardín trasero de la casa- encajaba con la descripción que se hizo del vehículo del secuestro 18 años atrás.

Presunto raptor

En una entrevista telefónica desde la prisión, concedida al canal de televisión KCRA-TV, el presunto raptor -que no admitió ser autor del secuestro- reconoció que el nacimiento de su primera hija con Jaycee le cambió la vida.

"Si le cuento la historia de lo que sucedió en esa casa, se quedará completamente impresionado. Es algo desagradable de principio a fin, pero le dio la vuelta a mi vida", señaló Garrido.

Algunos de los que mantuvieron contacto con él durante los últimos años aseguraron que era una persona inestable y que en los últimos tiempos había desarrollado fuertes creencias religiosas.

De acuerdo con el corresponsal de la BBC en Los Ángeles, David Willis, Philip Garrido planeaba convertirse en un predicador a tiempo completo y fundar su propia "iglesia".

Reacciones

Carl Probyn con foto de Jaycee Lee Dugard de niña.

"Yo, personalmente, me había dado por vencido"

Carl Probyn, padrastro de Dugard

La familia de Jaycee recibió la noticia de su reaparición con una mezcla de alegría y horror.

"Después de 18 años abandonas la esperanza. Esto es un milagro. 18 años. ¿Cuándo fue la última vez que oyó que alguien recuperó a alguien después de 18 años?", comentó Carl Probyn, padrastro de Jaycee.

El 11 de junio de 1991, Probyn fue testigo del secuestro de Jaycee. Este hecho lo convirtió para muchos en el principal sospechoso hasta la reaparición de Jaycee.

En sus declaraciones sobre la desaparición de Jaycee Dugard, Probyn siempre aseguró que había visto a dos personas llevarse a la niña cuando se dirigía a la parada del autobús escolar cerca del lago Tahoe y que no pudo hacer nada por evitarlo.

BBC navigation

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.