Siguen los atentados en Pakistán

Atentado en Pakistán
Image caption Analistas creen que el Talibán se siente arrinconado.

Al menos 20 personas murieron en un atentado con auto bomba en un concurrido mercado de la provincia de la Frontera Noroccidental en Pakistán.

El atentado, en la población de Charsadda, es el más reciente en una serie de ataques que han dejado más de 300 muertos, los cuales empezaron luego de que el ejército paquistaní iniciara una operación contra militantes talibanes en la zona tribal de Waziristán del Sur.

El corresponsal de la BBC en Islamabad, Shoaib Hasan, indica que en este momento se desconoce si el ataque fue un atentado suicida.

Los ataques en días recientes han tenido como objetivo a ciudadanos del común. Los analistas atribuyen al hecho de que los militantes se sienten arrinconados y están bajo gran presión militar en Waziristán del Sur, agregó el corresponsal.

"Escena terrible"

Testigos dijeron que el estallido de la bomba fue tan fuerte que varios edificios circundantes se vieron severamente dañados.

Las ambulancias llevaron sobrevivientes a hospitales en Charsadda y en la ciudad de Peshawar, a 40 kilómetros de distancia.

"Más de 20 cuerpos han sido llevados al hospital hasta el momento", dijo a la BBC un superintendente médico en el hospital distrital de Charsadda.

Testigos agregaron que el vehículo estalló en una calle llena de puestos de fruta y jugos, arrancando los techos de las tiendas y dejando el piso regado de zapatos, partes corporales y carretas rotas.

"Fue una escena terrible. Había heridos por todos lados", dijo a los reporteros otra persona que había presenciado la situación.

Un doctor en Charsadda le dijo a la agencia AFP, "hemos declarado una emergencia en el hospital".

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.