Múltiples atentados en Irak

Atentado en Hilla
Image caption El atentado en Hilla tuvo como blanco una congregada terminal de autobuses.

Cuatro explosiones en dos localidades diferentes en Irak dejaron decenas de muertos y heridos durante las festividades religiosas chiítas de Ashura.

Dos explosivos simultáneos detonaron en una congregada estación de autobuses en Hilla, al sur de Bagdad, matando por lo menos 15 personas e hiriendo a unas 70.

El segundo artefacto hizo explosión cuanto la policía intentaba desactivarlo.

Entretanto, en Bagdad, por lo menos ocho personas murieron tras dos atentados; el primero en la zona chiíta de Ciudad Sadr y la otra al este de la Capital.

El corresponsal de la BBC en Bagdad, Rob Walker, informa que en los atentados de Hilla resultó muerto el jefe de la unidad antiexplosivos.

Los ataques suceden en medio de un período de alerta entre las fuerzas de seguridad por las conmemoraciones religiosas.

El miércoles en Bagdad hubo otra serie de atentados que las autoridades dicen estuvieron dirigidas a los fieles chiítas.

Cristianos amenazados

El gobierno iraquí también ha emitido una alerta durante el período navideño debido a las amenazas recibidas por la minoría cristiana en ese país, añade el corresponsal de la BBC.

El Ministerio de Defensa afirmó haber recibido esta semana información que apuntaba hacia ataques.

Una de las explosiones del miércoles sucedió fente a una iglesia en la norteña ciudad de Mosul.

De acuerdo a algunos cálculos, la mitad de la comunidad cristiana en Irak ha abandonado el país desde la invasión de Estados Unidos en 2003.

Rob Walker señala que no solo los cristianos enfrentan amenazas de muerte y secuestro.

"El futuro de los iraquíes cristianos está ligado a la suerte del resto de la población en Irak, la cual sigue siendo incierta", concluye.

Lea:Navidad bajo amenazas

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.