Cárcel para ladrones del letrero de Auschwitz

La policía escolta a uno de los sentenciados
Image caption Los hombres se declararon culpables, por lo que no hubo que enjuiciarlos.

Un tribunal de Polonia sentenció a penas de cárcel a tres hombres que en diciembre pasado robaron el letrero con el lema Arbeit macht frei ("El trabajo libera") de la entrada del antiguo campo de concentración de Auschwitz, en ese país.

Uno de los acusados recibió una sentencia de dos años y medio de prisión; otro, de dos años y cuatro meses, y el tercero, de un año y medio.

Los tres se declararon culpables del robo en un tribunal de Cracovia, por lo que no hubo necesidad de enjuiciarlos.

Otros dos hombres, también de nacionalidad polaca, permanecen detenidos por el robo del letrero, que fue cortado en tres pedazos y actualmente está siendo reparado.

Mientras tanto, las autoridades del ex campo de concentración y exterminio, hoy el Museo y Memorial de Auschwitz-Birkenau, reemplazaron el cartel original por una réplica.

Una de las personas bajo arresto es un ciudadano sueco descrito por las autoridades de su país como un ex neonazi, quien aparentemente planeó el robo y aguarda su extradición para ser sometido a juicio.

Profanación

El letrero fue recuperado en una casa de campo en el norte de Polonia a los pocos días del robo, luego de que una llamada telefónica pusiera en alerta a la policía.

Image caption El cartel fue encontrado pocos días después del robo.

El robo conmocionó a los sobrevivientes del Holocausto y desató una ola de repulsa internacional por lo que se consideró una profanación, como le dijo a la BBC un trabajador del museo de Auschwitz, Jarek Mensfelt.

Más de un millón de personas, el 90% de ellas judías, fueron asesinadas por los nazis en Auschwitz durante la Segunda Guerra Mundial.

Con un millón de visitantes cada año, el Museo y Memorial de Auschwitz-Birkenau es uno de los lugares más importantes de Europa para recordar a las víctimas del nazismo.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.