Medvedev: "Kirguistán está al borde de una guerra civil"

Dmitry Medvedev, presidente de Rusia
Image caption Medvedev advirtió que Kirguistán podría convertirse en un segundo Afganistán.

El presidente ruso, Dmitri Medvedev, aseguró este martes que la nación centroasiática de Kirguistán está al borde de la guerra civil.

"Entendemos lo significa una guerra civil en las condiciones actuales. Si -Dios no lo quiera- se inicia, este nicho será atractivo para terroristas y extremistas de todo tipo, ya que es durante los conflictos como éste, que se crea un terreno más favorable para los radicales", dijo el mandatario desde Washington, Estados Unidos.

Medvedev aseguró que el país está en peligro de convertirse en un segundo Afganistán, luego de que el presidente de Kirguistán, Kurmanbek Bakiyev, fuera depuesto la semana pasada por una revuelta encabezada por los líderes de la oposición.

"Podríamos tener en lugar de Kirguistán, la clase de Afganistán que existía hace un tiempo, hasta que ciertas acciones se llevaron a cabo allí", dijo.

El presidente ruso le pidió al depuesto Bakiyev renunciar de inmediato.

"Ambiciones personales"

Además, Medvedev instó a ambas partes a pensar sobre el futuro del país en lugar de sus ambiciones personales. "Hay que calmar a la gente, hay que formar un gobierno que sea capaz de trabajar y algunos dirigentes políticos tienen que tomar una decisión responsable sobre su futuro, una decisión dictada por los intereses del pueblo kirguís y no por ambiciones políticas personales ", señaló.

Por su parte, el presidente Bakiyev aseguró este martes que está preparado para renunciar si se garantiza su seguridad y la de su familia.

Lea: Presidente de Kirguistán "listo para renunciar"

El anuncio llegó luego de que el gobierno provisional levantará la inmunidad del presidente depuesto la semana pasada.

Bakiyev huyó de la capital, Bishkek, y se refugió en Jalalabad, en el sur de esa ex república soviética de Asia Central donde continúa desafiando al autonombrado gobierno interino.

La periodista de la BBC en Bishkek, Rayhad Demytre, aseguró que el país se encuentra en un limbo político desde los hechos del 7 de abril pasado, cuando una ola de protestas antigubernamentales se saldó con 83 muertos y cientos de heridos.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.