Ultimátum presupuestario en California

El gobernador de California, Arnold Schwarzenegger, advirtió el viernes que su estado necesita recortar programas sociales para poder cerrar una brecha presupuestaria de más de US$19.000 millones.

Image caption California tiene un déficit presupuestario de más de US$19.000 millones.

El actor de cine y político que encabeza la octava economía más grande del mundo comparó los niveles de endeudamiento del estado más poblado de Estados Unidos con la situación que se vive en algunos de los países de la zona del euro.

"Ven lo que está pasando en Grecia, ven lo que está pasando en Irlanda, ven lo que está pasando en España ahora", dijo Schwarzenegger en alusión a los abultados déficits fiscales y las medidas de austeridad que los gobiernos de esos países se han visto obligados a adoptar.

Schwarzenegger dijo en rueda de prensa en Sacramento que California no tendrá más remedio que eliminar US$12.400 millones en gastos en lo que queda del actual año fiscal y en el siguiente.

"Algunos programas sociales ya han sido recortados. Ahora el gobernador Arnold Schwarzenegger quiere eliminar un programa que ayuda a más de un millón de personas a buscar trabajo y a recapacitarse", señaló el corresponsal de la BBC en California, Rajesh Mirchandani.

Merma en recaudaciones

En California el desempleo todavía ronda por encima del promedio estadounidense y las recaudaciones tributarias del mes pasado estuvieron US$3.000 millones por debajo de lo que se esperaba.

"California necesita dinero desesperadamente, pero el gobernador y sus colegas republicanos se niegan a elevar los impuestos. Ellos sostienen que eso sofocaría la generación de empleos en el sector privado y ralentizaría cualquier recuperación económica", agregó Mirchandani.

Los demócratas que controlan la legislatura estatal sostienen que no están dispuestos a aceptar un presupuesto que proteja las desgravaciones para los negocios a expensas de las subvenciones para las guarderías infantiles.

"Estos recortes son absolutamente inaceptables", señaló a la agencia Reuters el presidente del Senado de California, Darrell Steinberg.

La constitución de California exige que el presupuesto sea aprobado por una mayoría de dos terceras partes.

En la práctica eso ha dificultado el consenso presupuestario.

Las agencias calificadoras actualmente cotizan la deuda pública de California ligeramente por encima del nivel "basura".

El proyecto de presupuesto presentado por el gobernador incluye la eliminación del programa de asistencia pública CalWORKS y de muchos programas de atención a los niños, además de un recorte de 60% en los servicios de salud mental.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.