"Caso WikiLeaks": detienen soldado de EE.UU.

Captura del vídeo que muestra el ataque.
Image caption El ataque terminó con la vida de doce civiles en Bagdag.

El analista de inteligencia militar estadounidense Bradley Manning fue arrestado acusado de filtrar el video de un ataque de un helicóptero Apache estadounidenses contra un grupo de personas en Irak.

Las imágenes, que aparecieron en febrero pasado en la página de WikiLeaks -un sitio dedicado a publicar en la red información confidencial o secreta-, muestran cómo el helicóptero dispara contra un grupo de civiles en Bagdad en 2007.

En el ataque objeto de la filmación murieron doce civiles, entre ellos dos empleados de la agencia de noticias Reuters.

Manning, de 22 años, fue delatado por un antiguo pirata informático que ahora trabaja de analista de seguridad y periodista.

Los responsables de WikiLeaks no han revelado la fuente que le proporcionó el video y han insistido en que no lo van a hacer.

Lea también: ¿Qué es WikiLeaks?

Auténtico

El Pentágono no ha discutido la autenticidad de la filmación y ha puesto sus esfuerzos en identificar al responsable de la filtración.

El ex hacker Adrián Lamo afirmó que Manning alardeó frente a él de haber sido quien pasó el video a WikiLeaks.

Lamo asegura que Manning también le comentó que además ha filtrado 260.000 cables diplomáticos.

"Mucha gente me señala como 'chivato'. Supongo que por esto lo merezco, pero no como algo general. Esta fue una decisión muy dura", dijo Lamo a la BBC.

"A diario hablo con todo tipo de gente que confiesa crímenes federales. Nunca había delatado a nadie, ni siquiera cuando las autoridades me ofrecían una recompensa", agregó.

Sin embargo, Lamo señaló que en este caso, estaba "preocupado" las consecuencias para su familia por obstruir una investigación judicial.

Niños heridos

La cinta, que dura 38 minutos, muestra cómo un helicóptero dispara sobre un grupo de civiles en julio de 2007.

Se puede escuchar a los soldados pidiendo autorización para disparar. En sus conversaciones aparentemente confunden con armas las cámaras de un reportero gráfico de Reuters.

La tripulación del helicóptero celebra cuando acierta con los disparos en los supuestos insurgentes, a quienes se refieren con insultos y obscenidades.

También se aprecia cómo los soldados que llegan por tierra al lugar del suceso identifican a al menos dos niños heridos y deciden trasladarlos a un hospital.

Posteriormente, dos de los autores pidieron perdón al pueblo iraquí en una carta abierta.

Lea también: Soldados piden perdón al pueblo de Irak.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.