Uganda: bombas durante la final del Mundial dejan más de 70 muertos

Bar Ethiopian Village
Image caption Así quedó el bar Ethiopian Village.

Más de 70 personas que miraban la final del Mundial de Fútbol murieron en dos explosiones coordinadas en Uganda, informó el lunes la policía local.

Otras 70 personas resultaron heridas en los estallidos ocurridos el domingo en la capital del país, Kampala.

En el momento de las explosiones, los dos locales estaban repletos de simpatizantes que miraban la final de la Copa del Mundo entre España y Holanda.

El grupo islámico somalí Al-Shabab, ligado a la red al-Qaeda, reivindicó la autoría de los ataques.

El grupo dijo que le complacía el daño que produjeron las bombas detonadas en un popular restaurante y en el bar de un club de rugby.

Al-Shabab ha hecho llamados a llevar ataques en contra de Uganda por la presencia de tropas de ese país en Mogadisco (Somalia) como parte de una misión de la Unión Africana para proteger al gobierno interino somalí.

Extranjeros

Los establecimientos atacados suelen ser visitados por extranjeros y al menos una de las víctimas fatales era de nacionalidad estadounidense.

Image caption El objetivo eran los aficionados que miraban el partido, dice la policía.

"Las bombas iban dirigidas a dañar a la gente que miraba el partido, especialmente los extranjeros", aseguró el inspector general de la policía, Kale Kayihura.

Los heridos fueron trasladados a hospitales de las inmediaciones. Según el corresponsal de la BBC en Kampala, Joshua Mmali, la población está nerviosa y asustada, y muchos se han recluido en sus viviendas y les han dicho a sus familiares que no salgan de casa.

Líderes internacionales condenaron el atentado.

El presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, dijo que estaba "profundamente entristecido" y calificó el ataque de "cobarde" y "despreciable". Además, ofreció su apoyo a Uganda.

Contenido relacionado