Dicen que no hay derrame en nueva plataforma

El incendio que se originó el jueves en una plataforma petrolera en el Golfo de México fue extinguido, según informó la Guardia Costera de los Estados Unidos.

Los 13 trabajadores de la plataforma Vermilion 380 saltaron al agua, de donde fueron luego rescatados sin que ninguno haya sufrido heridas de gravedad.

Refutando informes que señalaban la existencia de una mancha de petróleo de más de un kilómetro y medio de extensión, la guardia costera negó que se hubiera derramado petróleo.

La empresa que opera la plataforma, Mariner Energy, dijo que no se había producido una explosión.

Lea: Estalla otra plataforma en el Golfo de México

El incidente se produjo a unos 130 kilómetros al sur de la bahía de Vermilion, en el estado de Luisiana, unos pocos centenares de kilómetros al oeste de donde estaba la plataforma Deepwater Horizon, responsable del peor derrame de petróleo en la historia de EE.UU.

Se desconocen las causas del incendio, que se produjo a las 09:30 hora local (13:30 GMT). Tras conocerse la noticia el valor de las acciones de Mariner Energy, una compañía petrolera con sede en Texas, experimentó una ligera caída.

"Entereza"

Los 13 operarios fueron trasladados a otra plataforma por un buque petrolífero de apoyo, según la guardia costera.

Los trabajadores "mantuvieron la entereza y se enfundaron los uniformes salvavidas antes de lanzarse al agua", dijo el suboficial de la Guardia Costera John Edwards.

El incendio se originó en la cubierta superior donde se hallan los camarotes, según informó un directivo de la compañía.

Mariner Energy, informó que en el momento del accidente no estaba produciendo petróleo o gas y que estaba llevando a cabo labores de mantenimiento.

"No hay constancia de derrame, pero continuamos investigando y siguiendo de cerca la situación para asegurarnos de que no haya cambios", declaró en rueda de prensa en Nueva Orleans el capitán de la guardia costera Peter Troedsson.

Aguas profundas

En su momento, el derrame causado por la explosión de la plataforma Deepwater Horizon -propiedad de la empresa británica BP- abrió todo un debate acerca de los riesgos de la explotación petrolera en aguas profundas.

Lea también: El derrame del Golfo de México es el "peor de la historia"

Según el periodista de la BBC Mark Gregory, la explotación de petróleo en aguas profundas es una parte pequeña de la industria del petróleo pero que está creciendo rápidamente.

Alrededor del 10% de las reservas mundiales de petróleo se encuentran en los océanos y las nuevas tecnologías han hecho posible que las compañías petroleras puedan trabajar a profundidades cada vez mayores.

Y si bien hay presión para que se endurezcan las normas para la producción de petróleo en aguas profundas, no hay mucha discusión en cuanto a la otra cara de la moneda: el consumo. Mientras continuemos consumiendo cada vez más petróleo- tal y como está ocurriendo cada año durante décadas-, las perforaciones marinas en profundidad continuarán expandiéndose ya que cada vez quedan menos reservas tradicionales de crudo, agrega Gregory.

En la década de los 80, las perforaciones marinas llegaban a un máximo de 200 metros de profundidad. Hoy en día, los pozos de petróleo más profundos se encuentran a tres kilómetros bajo la superficie.

El "Vermilion 380", sin embargo, operaba a una profundidad de 135 metros.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.