Empieza la histórica visita del Papa Benedicto XVI al Reino Unido

El Papa llega a Escocia
Image caption La primera visita de Estado de un Papa al Reino Unido ha sido objeto de polémica.

La primera visita de Estado de un Papa al Reino Unido empezó este jueves pocos minutos antes de la hora prevista -10:30 hora local (09:30 GMT)-, con la llegada del avión que transportaba a Benedicto XVI a Edimburgo, Escocia.

Aproximadamente media hora después el pontífice fue recibido por la reina Isabel II en el palacio de Holyrood House.

Se espera que decenas de miles de personas salgan a las calles de la capital escocesa para saludarlo durante su participación en la procesión de San Niniano, y 100.000 fieles están invitados a una misa al aire libre que se celebrará por la tarde en la ciudad de Glasgow.

Sin embargo, también se anticipan protestas durante la visita pastoral y de Estado, que durará cuatro días, pues el viaje del pontífice se realiza en medio de un ambiente plagado de polémicas que van desde los altos costos de la visita hasta los casos de pederastia en el seno de la Iglesia Católica.

Image caption A su llegada a Escocia, el Papa será recibido por la reina Isabel II.

En el avión que lo llevó a Edimburgo, el Papa se refirió a este último tema, confesándole a los periodistas que lo acompañaban que este era la causa de "una gran tristeza".

"Tristeza también porque la autoridad de la Iglesia no ha sido lo suficientemente vigilante, ni suficientemente veloz, ni decidida, para tomar las medidas necesarias", dijo el pontífice.

Vea también: Polémica visita del Papa al Reino Unido

Agenda

Éste es el 17 viaje internacional de Benedicto XVI y el 11 a un país europeo. Y apenas la segunda vez que un Papa visita el Reino Unido.

Juan Pablo II lo hizo en 1982, pero no en su calidad de jefe del Estado Vaticano, sino por invitación de la comunidad católica británica.

El acto principal de la visita de Benedicto XVI al Reino Unido será la ceremonia de beatificación del cardenal John Henry Newman (1801-1890) —un anglicano convertido al catolicismo— el domingo por la mañana en Birmingham.

Para la ocasión, el Papa decidió romper con la norma impuesta por él mismo bajo el papado de Juan Pablo II, que reserva al pontífice para las ceremonias de canonización.

Y como líder del Estado del Vaticano, además de reunirse con la reina Isabel II, durante el viaje Benedicto XVI también se encontrará con el primer ministro británico, David Cameron; el vice primer ministro, Nick Clegg, y con representantes de la oposición.

El máximo líder de la Iglesia Católica mantendrá además un encuentro con líderes de otras religiones y realizará una visita de cortesía al primado de la Iglesia Anglicana y arzobispo de Canterbury, Rowan Williams.

Durante la visita papal también se llevarán a cabo tres eventos públicos, con misa, en las ciudades de Glasgow, Londres y Birmingham.

Estas celebraciones, sin embargo, estarán abiertas sólo a las personas que compraron un boleto con antelación.

Para el resto de los británicos, el Papa estará visible mientras recorra las calles de Edimburgo y Londres en su papamóvil.

La televisión local ha preparado una amplia cobertura y todas las actividades de Benedicto XVI serán transmitidas en vivo por internet a través del sitio oficial del Vaticano.

Algunas empresas han querido aprovechar comercialmente -a su manera- la visita.

Lea también: Monja embarazada toma helado y causa revuelo

Polémica

La visita de Benedicto XVI se ha visto empañada por las acusaciones de pederastia dentro de la Iglesia Católica y manifestaciones en contra de su visión conservadora en temas como el aborto, el uso de condones, la ordenación de las mujeres y los homosexuales.

Image caption Se han anunciado una serie de actos de protesta al paso del Papa por el Reino Unido.

Ya se han anunciado una serie de actos de protesta a su paso por el Reino Unido.

Este jueves, el diario The Guardian publicó una carta firmada por 50 personalidades británicas del mundo de la ciencia y las artes criticando que el país reciba al pontífice en una visita oficial, ya que "lidera un Estado y una organización que es responsable de actividades condenables".

Y las declaraciones de un asesor papal, que dijo que el Reino Unido parece "un país del Tercer Mundo" marcado por "un nuevo y agresivo ateísmo", seguramente no han contribuido a mejorar el clima.

Lea también: Asesor del Papa no viajará al Reino Unido

Por su parte, el portavoz del Vaticano, Federico Lombardi, no descartó la posibilidad de que el Papa se reúna con víctimas de abuso sexual tal y como lo hizo durante otras visitas pastorales en Australia, EE.UU. y Malta.

Expectativas

Sin embargo, hay otro tema que también ha aumentado las expectativas de la minoría católica y de la población de fe anglicana.

Según los expertos, esta visita podría relanzar el diálogo con los anglicanos a un año de que el Vaticano anunciara su disposición de acogerlos en el seno de su Iglesia.

"Durante el viaje se podrán afrontar directamente temas importantes y relanzar el diálogo cada vez más abierto con los anglicanos. La situación en el mundo anglicano no es sencilla y con la constitución Anglicanorum coetibus, el Papa ha abierto las puertas a todos los que han pedido libremente unirse a la Iglesia Católica", manifestó el arzobispo Kurt Koch, presidente del Consejo Pontificio para la Unidad de los Cristianos.

El anuncio estuvo dirigido sobre todo a los anglicanos conservadores que están inconformes con la "liberalización" de la comunidad anglicana, que en los últimos años aprobó la ordenación de mujeres y homosexuales.

Lea también: Iglesia Católica recibirá a anglicanos

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.