El huracán Newton toca tierra en el oeste de México, dejando al menos 2 muertos y 3 desaparecidos

Imagen satelital del huracán Newton. Derechos de autor de la imagen AFP
Image caption Newton se convirtió en un huracán este lunes.

El huracán Newton tocó tierra la mañana de este martes en el oeste de México, cerca del popular centro turístico del Cabo San Lucas, en el extremo sur de la península de Baja California.

Lo hizo con vientos de hasta 150 kilómetros por hora, según registró el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos.

El director municipal de Protección Civil de Los Cabos, Marco Antonio Vázquez ,informó que dos personas murieron y tres más están desaparecidas a causa del naufragio de una embarcación pesquera provocado por el fuerte oleaje generado por el huracán.

Los dos cuerpos fueron hallados en la playa Las Barrancas.

Los meteorólogos ya habían adelantado que con Newton llegarían lluvias torrenciales y, como consecuencia, inundaciones.

Y ante ello, el gobierno mexicano emitió una alerta para Baja California y también para el territorio comprendido entre Bahía de Kino y las Guaymas, ambos en la costa oeste de Sonora, al otro lado del golfo de California.

Derechos de autor de la imagen EPA
Image caption Las calles en la localidad de Benito Juárez, Baja California Sur, quedaron inundadas tras las fuertes tormentas del huracán Newton.

Los aeropuertos y los puertos en Baja California Sur estaban cerrados, mientras que las escuelas suspendieron las clases.

Las autoridades de Protección Civil del estado instalaron 56 albergues para familias de zonas vulnerables.

El director de la Comisión Nacional del Agua mexicana, Roberto Ramírez, dijo que Newton podría descargar de 200 a 250 milímetros de agua, "una cantidad muy considerable para esta parte donde llueve muy poco", explicó en la radio local.

Ya el fin de semana Newton, aún con categoría de tormenta tropical, azotó el suroeste de Guerrero y provocó más de 30 deslizamientos de tierra, lo que obligó a las autoridades a cerrar las carreteras principales.

Derechos de autor de la imagen AFP
Image caption Las lluvias el fin de semana en el oeste de México produjeron inundaciones, deslaves y cierre de carreteras.

En el balneario de Acapulco, la mayor ciudad del estado, se registraron inundaciones y movimientos de tierra que afectaron decenas de viviendas y escuelas.

Cerca de 200 personas tuvieron que ser rescatadas desde el aire de un complejo de viviendas inundado.

El lunes, la tormenta se volvió huracán de categoría 1 y el cielo encapotado de Los Cabos, en el extremo sur de Baja California, dio paso a fuertes lluvias.

Derechos de autor de la imagen AP
Image caption Los vecinos del Cabo San Lucas respondieron a la alerta del gobierno asegurando protegiendo sus viviendas ante la llegada del huracán.

Las autoridades alistaron 12 refugios para quienes se vean afectados.

Newton se abre paso por Baja California justo después de que Hermine azotara Florida, Estados Unidos.

Temas relacionados

Contenido relacionado