Nuevo Aeropuerto de México: AMLO confirma que su gobierno cancelará la construcción del aeródromo

López Obrador vota en la consulta Derechos de autor de la imagen Reuters
Image caption López Obrador llamó a los ciudadanos a participar en una consulta vinculante sobre las opciones aeropuertuarias para la capital de México.

El presidente electo de México, Andrés Manuel López Obrador (AMLO), anunció este lunes que su gobierno -que comienza su mandato el 1 de diciembre- cancelará la construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM).

López Obrador informó que esta decisión se basa en la consulta nacional que su equipo de transición organizó el fin de semana, en la que solo un 30% de los participantes apoyó la edificación del NAIM en Texcoco.

En la consulta, el 69,95% votó por la construcción de otro aeropuerto en la actual Base Militar de Santa Lucía, ubicada a unos 40 km al norte de Ciudad de México.

Ante este anuncio, el presidente Enrique Peña Nieto dijo que su gobierno seguirá con la construcción del NAIMhasta el último día de su mandato, el 30 de noviembre.

"De mantenerse la decisión de cancelar la obra, a partir del 1 de diciembre, el próximo gobierno tendrá que hacer frente al pago de compromisos, los cuales probablemente requerirán el uso de recursos fiscales adicionales al impuesto que pagan los usuarios del aeropuerto", señaló Peña Nieto.

Derechos de autor de la imagen AFP
Image caption La consulta ciudadana se efectuó a nivel nacional durante tres días.

López Obrador dijo que su futuro gobierno respaldará la construcción en Santa Lucía,un proyecto que había planteado desde su campaña presidencial.

"La decisión es obedecer el mandato de los ciudadanos. De modo que se van a construir dos pistas en el aeropuerto militar de Santa Lucía", dijo López Obrador en una conferencia de prensa.

Un total de 1.067.859 de votos fueron emitidos, lo que es poco más del 1% de la lista de electores.

Su proyecto también contempla un reacondicionamiento del actual Aeropuerto Internacional de Ciudad de México (AICM), así como la ampliación del Aeropuerto Internacional de Toluca, ubicado a 60 km de la capital mexicana.

Descarta impacto económico

El futuro presidente mexicano descartó que haya afectaciones económicas por la cancelación del NAIM, el cual tenía un avance estimado en 30%.

Empresarios, analistas y funcionarios del gobierno actual habían cuestionado la propuesta de Santa Lucía

La crítica central es que cancelar el proyecto de Texcoco implicaría un alto costo a la economía del país y puede enviar una imagen negativa a los mercados internacionales.

Derechos de autor de la imagen Getty Images
Image caption Las obras en Texcoco comenzaron hace 2 años.

"Desde que se inició el análisis sobre este asunto, dejamos de manifiesto que quedaban a salvo los intereses de las empresas y de los inversionistas. Hay fondos en el fideicomiso actual que respaldan los compromisos en contratos y en inversiones", dijo.

"Además de eso existe el respaldo, el aval, nuestra palabra, nuestra autoridad moral y política, de atender cualquier reclamación de empresas o de inversionistas", añadió López Obrador.

Según sus cálculos, la cancelación del NAIM y la construcción de la terminal en Santa Lucía representará un ahorro de 100.000 millones de pesos, unos US$5.000 millones.

Diversos analistas de aviación han dicho que no existe un estudio integral que avale la compatibilidad aérea de Santa Lucía y el actual AICM.

Derechos de autor de la imagen Getty Images
Image caption El plan de López Obrador también contempla reacondicionar el actual aeropuerto Benito Juárez.

Consultora francesa

AMLO dijo que en días pasados recibió un estudio de una consultora de Francia, la cual no nombró, que avala la viabilidad de Santa Lucía.

"Está demostrado que no existe ningún problema técnico, que pueden operar los dos aeropuertos", explicó.

"Era necesario saber, a ciencia cierta, si se podían operar los dos aeropuertos. Y le pedimos al gobierno francés que nos ayudara para que una empresa de prestigio nos presentara un dictamen sobre este asunto (...) Ellos nos entregaron un dictamen para reforzar la viabilidad de la operación de los dos aeropuertos, el de Santa Lucía y el de la Ciudad de México".

Derechos de autor de la imagen lopezobrador.org
Image caption El equipo de López Obrador presentó en agosto el "Plan Maestro de Santa Lucía".

Un mensaje político: Alberto Nájar, periodista de BBC Mundo en Ciudad de México

Con el anuncio de la cancelación la construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de México empieza a cerrarse uno de los capítulos más polémicos de los últimos años en la política mexicana.

Gustavo de Hoyos, presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) dijo que los empresarios del país no respaldan la cancelación del NAIM.

Algunos señalaron que el peso perdió valor frente al dólar por esta decisión. López Obrador dijo que fue una depreciación "normal", pero que no necesariamente se vincula con la consulta.

En el fondo, dicen analistas, la decisión de mantener la consulta y acatar el resultado -que algunos veían previsible- es en realidad un mensaje político hacia sus adversarios.

El presidente electo pareció confirmarlo. La consulta "es una muestra de queno se permitieron presiones de nadie".

Al cancelar el proyecto aeroportuario en Texcoco "queda de manifiesto que hay una división, desde ahora clara, que hay una frontera entre poder económico y poder político", dijo ante periodistas.

Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

Temas relacionados

Contenido relacionado