Crisis en Venezuela: la oleada de detenciones (y expulsiones) de periodistas extranjeros y venezolanos

Rodrigo Pérez Derechos de autor de la imagen TVN
Image caption El chileno Rodrigo Pérez fue detenido junto a su camarógrafo Gonzalo Barahona en Caracas y finalmente deportados.

Varios periodistas, tanto extranjeros como locales, fueron detenidos en los últimos días en Venezuela, y al menos dos han sido expulsados del país.

Este jueves, la jefa de la diplomacia de la Unión Europea, la italiana Federica Mogherini, solicitó "la liberación inmediata" de los periodistas arrestados.

Entre el martes y el miércoles, cinco periodistas extranjeros de Francia, España y Colombia fueron detenidos y posteriormente liberados este jueves. Además, dos de Chile fueron deportados.

Estos incidentes coinciden con la crisis política y social que atraviesa Venezuela tras la autoproclamación del presidente del Parlamento y líder opositor, Juan Guaidó, como presidente interino de la nación el pasado día 23 de enero.

Guaidó obtuvo el respaldo casi inmediato de Estados Unidos, Canadá y la mayoría de países de América Latina.

El presidente Nicolás Maduro, por su parte, considera lo ocurrido como un "intento de golpe de Estado" orquestado por Washington y asegura que el pueblo venezolano "no lo permitirá".

Periodistas detenidos

El miércoles la agencia de noticias española EFE denunció que tres de sus periodistas desplazados desde Bogotá para la cobertura de la crisis venezolana (los colombianos Maureen Barriga y Leonardo Muñoz, junto con el español Gonzalo Domínguez) y el conductor venezolano José Salas fueron detenidos.

"Según periodistas de EFE en Caracas, miembros del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) se presentaron esta noche en la oficina de la agencia donde arrestaron al español Gonzalo Domínguez Loeda y a la colombiana Maurén Barriga Vargas y dijeron que Muñoz fue detenido por la Dirección de Contrainteligencia Militar (DGCIM)", informó el medio.

La nota añadió que agentes del Sebin "ordenaron a Domínguez y a Barriga que los acompañaran al hotel donde se alojan en la capital venezolana para, según dijeron, recoger sus pertenencias y se los llevaron detenidos para interrogarlos".

En la mañana de este jueves, el presidente de la agencia, Fernando Garea, denunció que sus servicios jurídicos aún nohabían podido tener comunicación con los periodistas.

Finalmente, EFE confirmó que sus tres reporteros extranjeros fueron liberados este jueves y que se encuentran en buenas condiciones, aunque se desconoce si podrán permanecer en Venezuela para desempeñar su labor.

Sin embargo, según la agencia, el conductor venezolano José Salas continúa detenido en la sede del Sebin conocida como El Helicoide.

Por otro lado, dos periodistas franceses, Baptiste des Monstiers y Pierre Caillé, fueron arrestados el martes cerca del palacio presidencial de Miraflores de Caracas junto a su productor en el país, Rolando Rodríguez, según informó el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa de Venezuela (SNTP).

Quotidien, el programa del canal de televisión TF1 para el que trabajan, confirmó este jueves en Twitter la puesta en libertad de los periodistas galos. El embajador francés en Venezuela, Romain Nadal, dijo que "están bien y saldrán de Venezuela en pocas horas".

El SNTP también confirmó la liberación del periodista local Rodríguez tras estar "detenido e incomunicado durante casi 48 horas".

Posición de Venezuela

Por su parte, el canciller venezolano, Jorge Arreaza, manifestó que los periodistas de medios extranjeros y agencias que visiten ese país deben cumplir con los permisos y "trámites indispensables" para realizar su cobertura en Venezuela.

"Como en cualquier país del mundo, periodistas no pueden autoasignarse una acreditación. Medios y agencias internacionales saben que para evitar inconvenientes innecesarios deben realizar los trámites indispensables en los consulados, previo a su viaje al país", afirmó a través de su cuenta de Twitter.

EFE asegura que sus tres reporteros informaron al Sebin y funcionarios de migración en el aeropuerto de Caracas de que se disponían a trabajar como periodistas y que les permitieron el acceso al país.

Deportaciones

El martes pasado, cuatro periodistas, dos venezolanos y dos chilenos, también fueron detenidos cuando cubrían la crisis venezolana.

Los dos venezolanos, Maiker Yriarte del canal TV Venezuela y Ana Rodríguez de VPI, fueron liberados en la mañana del miércoles, pero los chilenos Rodrigo Pérez y Gonzalo Barahona fueron deportados.

Pérez y Barahona fueron expulsados del país tras 14 horas de reclusión, confirmó el canciller chileno, Roberto Ampuero.

"Es lo que hacen las dictaduras: pisotear libertad de prensa, acallar con violencia la libertad. Solo agradecer que compatriotas vuelvan a Chile sanos y a salvo", afirmó la autoridad diplomática desde Santiago.

Horas antes de la expulsión de los periodistas, el presidente chileno Sebastián Piñera había expresado su indignación por lo sucedido.

Según le dijo a BBC Mundo una portavoz de la cadena TVN, Pérez y Barahona se encontraban el lunes por la noche en las cercanías del Palacio Miraflores, sede de la Presidencia de Venezuela.

Los profesionales de la cadena pública cubrían una vigilia en apoyo al presidente Maduro que se desarrollaba a las puertas del edificio.

Chile, junto con el bloque de 11 países vecinos del llamado Grupo de Lima (excepto México), se encuentra entre la lista de naciones que reconocen a Guaidó como presidente encargado de Venezuela y exigen que en el país se celebren nuevas elecciones.

Maduro se ha mostrado abierto al diálogo, pero arremetió contra la interferencia de países extranjeros.

"Esta nueva versión de golpe de Estado que pretenden disfrazar con argumentos absurdos, el pueblo venezolano no la permitirá, nosotros los vamos a derrotar", dijo.

Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

.

Contenido relacionado