Alan García, el presidente de la hiperinflación y la reducción de la pobreza en Perú que se suicidó en medio de un escándalo de corrupción

Alan García Derechos de autor de la imagen AFP
Image caption Alan García fue presidente de Perú durante dos mandatos.

Alan García se suicidó este miércoles acorralado por un escándalo de corrupción.

El expresidente peruano se disparó en la cabeza cuando la policía llegó a su casa para hacer cumplir una orden de arresto por 10 días de los fiscales que investigan el escándalo de corrupción de Odebrecht en Perú.

García, de 69 años y presidente de Perú durante dos periodos (1985-1990 y 2006-2011), falleció poco después en el hospital Casimiro Ulloa de Lima.

En la víspera, García había calificado de "especulación" el hecho de que se lo vinculase con presuntos sobornos recibidos por su exsecretario por parte de Odebrecht para la adjudicación de la construcción de la Línea 1 del Metro de Lima.

Tras conocerse el fallecimiento de García, el presidente de Perú, Martín Vizcarra, aseguró estar "consternado" por lo ocurrido.

Quién fue Alan García

Dos veces presidente de Perú, pero también diputado, senador vitalicio y principal figura del partido Alianza Popular Revolucionaria Americana (APRA), Alan García Pérez fue un referente ineludible de la política peruana.

Consumado orador que conquistó por primera vez a los peruanos en 1985 y recibió una segunda oportunidad como inquilino de la Casa de Pizarro 21 años más tarde.

Había ingresado en la política a la edad de 17, cuando siguiendo la tradición familiar se alistó en la Federación Aprista Juvenil mientras aún cursaba la secundaria.

Derechos de autor de la imagen AFP
Image caption Alan García accedió a la presidencia en 1985 y 2006.

Nacido en el seno de una familia de clase media estrechamente ligada al partido de centroizquierda fundado en 1924 por Víctor Raúl Haya de la Torre, García fue su secretario de organización en 1979, secretario general entre 1983 y 1985, y entre 1991 y 1993, y su presidente en tres oportunidades.

De hecho, hasta este miércoles García se desempeñaba como presidente del APRA, cargo que ocupó desde julio de 2017.

Estudió Letras en la Universidad Católica de Lima y Derecho en la Universidad Mayor de San Marcos, así como Sociología en la Sorbona de París, desde donde regresó a Perú en 1978 para iniciar su carrera política.

Fue diputado por Lima entre 1980 y 1985 para convertirse luego en presidente de la República con el 48% de los sufragios en la primera vuelta de las elecciones del 85 y luego de que su rival, Alfonso Barrantes, decidiera no participar en el balotaje.

Desde la Casa de Pizarro, a la que llegó con un discurso radical y antiimperialista y nada más 36 años, García presidió sobre un temprano boom económico impulsado por medidas populistas y un elevado gasto público.

Crisis económica

Pero el dinero se acabó y llegó la hiperinflación (de hasta un 7.000%), el fin del crédito internacional y una violenta ofensiva del grupo guerrillero Sendero Luminoso.

Fueron años de profunda crisis económica, institucional y violencia extrema, que allanaron el camino para el posterior triunfo de Alberto Fujimori.

Y, durante el gobierno de este, en junio de 1992, un García altamente impopular y ya entonces acusado de corrupción huyó a Colombia.

Según contó el exmandatario en su libro "El mundo de Maquiavelo", poco antes del llamado "Fujimorazo" le advirtieron por teléfono que un grupo militar había recibido órdenes de matarlo a él y uno de sus ministros.

Derechos de autor de la imagen EPA
Image caption Alan García fue vinculado con el caso de Odebrecht

Pero aunque su casa fue rodeada por soldados, García logro escapar y esconderse en la residencia de uno de sus colaboradores por varias semanas, logrando finalmente refugiarse en la embajada de Colombia en Perú el 31 de mayo.

Pocos días después, lograba salir del país en un avión de la Fuerza Aérea colombiana.

García regresaría a Perú después de la caída de Fujimori en 2001, y tras una efectiva campaña electoral, volvió a conquistar el voto de gran parte del electorado peruano, que en el balotaje tuvo que elegir entre él y quien resultaría ganador de los comicios de ese año, Alejandro Toledo.

Pero el candidato aprista tuvo revancha cinco años después, en 2006, cuando regresó a la presidencia de Perú venciendo a Ollanta Humala.

Es a ese período de gobierno que corresponden las nuevas acusaciones de corrupción por las que iba a ser detenido cuando este miércoles se disparó en la cabeza.

Derechos de autor de la imagen EPA
Image caption Los medios acudieron al hospital donde fue ingresado Alan García.

El megaescándalo de Odebrecht

Fue en estos años que García liberó o redujo la pena a miles de presos, cientos de ellos condenados por narcotráfico, en lo que fueron conocidos popularmente como "narcoindultos".

Una comisión de investigación del Congreso determinó en 2013 que había encontrado indicios de que García lo hizo a cambio de dinero.

"Cada una de estas concesiones las hice pidiendo el consejo de Dios", aseguró el mandatario, quien dijo que las investigaciones eran obra del entonces presidente, Ollanta Humala, para frenar sus aspiraciones presidenciales en 2016.

En 2008, estalló el escándalo de los "petroaudios", unas grabaciones filtradas en medios que revelaban un presunto manejo irregular de licitaciones de lotes petroleros a favor de determinadas empresas que motivó la renuncia del entonces presidente del Consejo de Ministros, Jorge del Castillo.

Derechos de autor de la imagen Reuters
Image caption García fue presidente de Perú durante dos periodos: 1985-1990 y 2006-2011.

Ocho años después, la justicia peruana absolvió a todos los implicados en el caso.

También durante este período presidencial tuvo lugar la masacre de Bagua o "El Baguazo" de 2009, un enfrentamiento entre fuerzas de seguridad e indígenas del Amazonas que bloquearon durante casi dos meses una carretera en protesta contra un decreto que favorecía el uso de territorios en la selva por parte de empresas transnacionales y mineras.

El conflicto se saldó con la muerte de 33 personas, 23 de ellas policías. Un agente aún continúa dado por desaparecido.

Sin embargo, se le reconocieron logros como el crecimiento económico del país en un promedio anual de 7,2% (gracias al boom de las materias primas, en especial de los minerales) y la reducción global de la pobreza del 30,8% al 25,8% durante su mandato, según datos del Instituto Nacional de Estadística e Informática del Perú.

Pero sin duda la polémica que marcó su segundo mandato fue la investigación abierta en su contra por supuesto lavado de activos en el caso Odebrecht.

A finales de 2018, los jueces dictaron 18 meses de impedimento de salida del país para García, quien solicitó asilo al gobierno de Uruguay que fue finalmente rechazado.

Fue en el marco de este caso que las autoridades acudieron a su casa a arrestarlo y tras lo que el expresidente de Perú decidió quitarse la vida.

Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

Contenido relacionado