Detienen a 38 empleados de la petrolera estatal de Venezuela PDVSA acusados de traficar combustible

Edificio con el lego de PDVSA. Derechos de autor de la imagen Reuters
Image caption Los empleados de PDVSA detenidos están acusados de contrabando de combustibles.

Al menos 38 trabajadores de la compañía petrolera estatal de Venezuela PDVSA fueron detenidos este viernes por traficar combustibles y están acusados de "traición a la patria", informó el ministro del Interior del país, Néstor Reverol.

El funcionario dijo este sábado que entre los detenidos se encuentra Oswaldo Vargas, presidente de PDV Marina, filial marítima de Petróleos de Venezuela.

Según Reverol, el buque "Negra Hipólita" de la flota de PDV Marina había vendido ilegalmente su carga de petróleo, transfiriéndolo a otro barco que navegaba bajo una bandera colombiana en las Antillas Holandesas.

El gobierno de Venezuela dice que el buque salió de Paraguaná, en el extremo noroeste del país, el 5 de marzo cargado con 126.000 barriles de combustible con rumbo al puerto de La Guaira, cercano a Caracas, pero cambió su ruta y apagó el sistema de radares y GPS.

Reverol dijo que la nave se desvió hacía límites marítimos fronterizos entre Venezuela y las Antillas Holandesas.

Derechos de autor de la imagen Getty Images
Image caption El ministro del Interior de Venezuela, Néstor Reverol, dijo que "desvío de combustible, también es un acto de traición a la patria".

En esa zona los ocupantes "realizaron la venta ilegal de hidrocarburos a sujetos desconocidos a través de una operación de trasiego" desde el buque "Negra Hipólita" a otro "de bandera colombiana", dijo en su mensaje por televisión.

La Armada venezolana remolcó al "Negra Hipólita" hasta Puerto Cabello, en el centro del país, donde es inspeccionado, dijo el ministro Reverol.

Además de Vargas, fue detenido su asistente, seis miembros del servicio de despacho del Centro de Refinación Paraguaná, y 30 tripulantes del "Negra Hipólita".

"Este no es simplemente un acto de desvío de combustible, también es un acto de traición a la patria (...) porque el pueblo está haciendo colas (filas) en las estaciones de servicio por el combustible por las sanciones del imperio estadounidense", agregó Reverol, según un cable de Reuters.

La semana pasada, las fuerzas de seguridad arrestaron a dos gerentes de la división de comercio y suministro de PDVSA acusándolos de colaborar con Estados Unidos.

Cientos de trabajadores petroleros venezolanos fueron detenidos en los últimos años, en su mayoría acusados de corrupción y de contribuir a la escasez de gasolina que sufre Venezuela, el país con las mayores reservas probadas de petróleo del mundo.

Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

Contenido relacionado